Reciba nuestro Boletín de avisos gratuitamente una vez por semana.

211002 austria%20jab gettyimages 1236144273

ASKIN KIYAGAN/ANADOLU AGENCY/GETTY IMAGES

Sin vacuna, no hay paga—Nuevas reglas en Austria

El 1 de noviembre, Austria amplió su mandato de vacunación a la fuerza laboral. Según las directivas que publicó el 24 de octubre el ministro de Salud austriaco, Wolfgang Mückstein, los austriacos tienen que demostrar que se han vacunado, que se han recuperado de la covid-19 o presentar periódicamente resultados negativos de covid-19 . Para muchos, esto significa recibir la vacuna o perder su empleo. Estas medidas ocurrieron después de que Italia introdujera su mandato de vacunación a principios de octubre.

Según las normas nuevas, “los empleados, propietarios y operadores pueden entrar a un lugar de trabajo donde no se puede excluir el contacto físico con otras personas sólo si tienen un pase de salud”. Los trabajadores no vacunados tenían hasta el 14 de noviembre para actualizarse. Durante este periodo de transición, debían seguir portando una mascarilla ffp2 en todo momento. Algunos oficios, como los choferes de camiones, están excluidos del mandato.

El pase de salud en Austria se denomina pase 3G. La “G” significa Geimpft, Genesen, Getestet, es decir, vacunado, recuperado o con prueba negativa. Dependiendo de la decisión del gobierno y del número de pacientes de covid-19 en cuidados intensivos, puede aplicarse el 2G, en cuyo caso, hay que estar vacunado o recuperado; la detección de anticuerpos o la prueba de antígenos no es suficiente. A pesar de la presencia de anticuerpos, el estatus de recuperado sólo es válido durante 180 días después de la enfermedad.

Medidas aún más totalitarias no se pudieron llevar a cabo debido al número escaso de policías. Actualmente, Austria cuenta con un plan de cinco fases para detener la propagación de la covid-19. “Sin embargo, la aplicación concreta de al menos la quinta fase ya se considera poco realista”, señaló Welt. “Porque (...) los sindicalistas policiales del övp [Partido Popular Austriaco] y del spö [Socialdemócratas] de Viena están de acuerdo al menos en una cosa: han dejado claro que no habrá controles en la aplicación de los cierres, ya que las capacidades policiales no son suficientes para ello. También es muy cuestionable la aplicación exacta de la regla 3G en el ámbito laboral, ya que se deja en manos de los empleadores”.

Parece ser una tendencia en Europa que la única oposición real a la vacuna proviene de la extrema derecha. El líder de los Demócratas Libres (fpö), Herbert Kickl, acusó al gobierno de dividir a la sociedad en “los vacunados buenos y los no vacunados malos”. En este momento, muchos en Europa se enfrentan a la decisión difícil de votar por una dictadura covid o por la extrema derecha.

El subgerente de theTrumpet.com, Richard Palmer, escribió:

Europa se enfrenta a dos caminos; ambos conducen al fascismo. Uno es encierros, control gubernamental y mandatos de vacunación. Usted conserva su trabajo, gana ingresos, incluso compra alimentos, gracias al bondadoso permiso de su gobierno. Pero le pueden retirar ese permiso si usted hace algo que no les gusta. De momento, es negarse a recibir la vacuna. Pronto podría ser algo distinto.

Este fascismo está apoyado por los medios de comunicación y las grandes empresas. Niéguese a seguir el protocolo, y podría verse sin ingresos y demonizado por la prensa. Este tipo de fascismo parece la amenaza primordial en este momento.

Tal vez lo más impresionante de todas estas medidas recientes es cómo los europeos son tratados como ovejas. El redactor jefe de la Trompeta, Gerald Flurry, advirtió sobre esta tendencia en “Coronavirus y el Sacro Imperio Romano”. Él escribió: “Los líderes europeos se comportan cada vez más como dictadores y asumen poderes dictatoriales. La gente de Europa está siendo condicionada a aceptar más liderazgo tiránico”. Apocalipsis 13 advierte que en nuestros días habrá un imperio (simbolizado por una “bestia”) que ejercerá una gran autoridad sobre sus ciudadanos. Hoy en día, vemos cómo los líderes europeos se apropian de más y más autoridad. Esto está conduciendo al establecimiento de este imperio profetizado. Como explicó el fallecido Herbert W. Armstrong en ¿Quién o qué es la bestia profética?, este imperio ha existido durante siglos, pero se profetiza que tendrá un renacimiento en nuestros días. Los acontecimientos en Europa están conduciendo directamente al cumplimiento de esta profecía.

Mientras Europa toma medidas cada vez más dictatoriales, es importante que lea lo que el Sr. Flurry advirtió al comienzo de la pandemia de coronavirus en su artículo “Coronavirus y el Sacro Imperio Romano”. Además, para entender con más detalle estas importantes profecías, solicite ¿Quién o qué es la bestia profética?

Este artículo fue traducido del artículo “No Jab, No Pay—New Rules in Austria” de theTrumpet.com.


Boletín, AD