America

Digital Vision/PhotoDisc/ThinkStock

Salvando (temporalmente) a EE UU de la izquierda radical

20/07/2018  •  de latrompeta.es
La gente no se da cuenta de cuán cerca está la Nación de colapsar.
 

El gobierno de EE UU nunca ha estado tan inundado en escándalo. Historias recientes de alegatos, acusaciones e investigaciones surgen tan rápido que muchos estadounidenses están simplemente desconectándose de casi todo.

Pero el drama desarrollándose en Washington hoy es algo de lo que usted no puede darse el lujo de ignorar.

¡Estamos siendo testigos de un gobierno (y de una nación) al borde del colapso! De hecho, todo este comportamiento espantoso de parte de funcionarios del gobierno y la prensa nacional muestra que la nación, ¡sólo por poco evitó la destrucción de la naturaleza fundamental, de la república constitucional! Pero esto terminará siendo sólo un rescate temporal.

Traición

El 21 de octubre de 2016, el Buró Federal de Investigación y el Departamento de Justicia presentaron un vil y engañoso dosier al Tribunal de Vigilancia de Inteligencia Extranjera (fisa, por sus siglas en inglés). El reporte de 35 páginas fue compilado por el ex agente de inteligencia británica MI-6, Christopher Steele [Cristofer stil] y pagado por la campaña presidencial de Hillary Clinton. El dosier debía usarse como una investigación de oposición, para desprestigiar y difamar a su oponente político. Éste acusaba a Donald Trump de aventuras con prostitutas rusas, entre otras cosas. Ni una pizca del dosier fue verificada, sin embargo, las agencias de seguridad de Estados Unidos lo usaron para obtener la aprobación para espiar a Carter Page, un miembro de la campaña de Trump. Eso abrió la puerta para espiar a todos los que rodeaban al Sr. Trump.

El 5 de enero de 2017, el saliente presidente Barack Obama y su equipo sostuvieron una crucial reunión con importantes funcionarios federales del poder judicial incluyendo al (el entonces) director del fbi James Comey, el director de la Agencia de Seguridad Nacional Michael Rogers, el director de la Agencia Central de Inteligencia John Brennan y el director de Inteligencia Nacional James Clapper. “Los funcionarios en la reunión necesitaban resolver cómo la investigación [de Carter Page y la campaña de Trump] podría continuar a pesar del hecho que Trump (quien era su enfoque central) estaba a punto de ser juramentado como presidente”, escribió Andrew McCarthy para National Review el 15 de febrero.

¡Considere esto! Estos funcionarios liderados por Obama, estaban tratando de planear cómo continuar con la investigación sobre el próximo presidente en funciones, ¡quien sería su propio jefe! Y esa investigación (la cual era esencialmente propaganda política), ¡estaba basada sobre una premisa falsa!

McCarthy continuó: “Obama había increíblemente afirmado que él nunca intervino en casos bajo investigación, del Departamento de Justicia y del fbi. Él fue enfático en eso durante una entrevista en abril de 2016 con Chris Wallace de Fox: ‘Yo no hablo con el fiscal general sobre investigaciones pendientes. No hablo con los directores del fbi sobre investigaciones pendientes. Tenemos una línea estricta y siempre la hemos mantenido”.

¡Ésa fue una mentira colosal! El presidente Obama estaba profundamente involucrado en las investigaciones. Él había presionado en la televisión nacional para que Hillary Clinton no fuera acusada y posiblemente hasta enviada a la cárcel, antes de la elección de 2016. Ésa fue una señal para que sus compinches en el poder judicial la dejaran en paz. Luego, la fiscal general Loretta Lynch y Comey incluso cambiaron la redacción de un documento para llamar la “investigación” sobre su actividad criminal tan sólo un “asunto”, seguramente a solicitud del Presidente.

Este artículo continuó: “Los funcionarios de Obama afirmaron adherirse a un libro que prohibía las consultas entre los líderes políticos y los investigadores. Pero aquí ellos estaban consultando” durante esa reunión del 5 de enero. ¿Y qué era lo que ellos estaban consultando? Consultaban cómo continuar con la investigación de Donald Trump, ¡incluso después que él llegara a ser el presidente!

Programaron al Sr. Trump para que al día siguiente, el 6 de enero, fuera informado sobre el dosier [documentos de investigación] del Sr. Steele. Como McCarthy lo expresó, es casi seguro que Comey solo describió un fragmento de ese informe al presidente electo (solo las vergonzosas acusaciones sexuales) para que así el Sr. Trump permitiera que la investigación continuara y limpiara su nombre. ¡Comey debe haber omitido la parte sobre la colusión entre la campaña de Trump y los rusos porque no hay forma de que el Sr. Trump hubiera aprobado una investigación donde lo consideraran un sospechoso criminal! “El propósito principal de operaciones de contrainteligencia es mantener informado al presidente; pero cuando se trató del presidente entrante, los líderes del poder judicial trataron la investigación rusa como una investigación criminal en la cual Trump mismo era un sospechoso”, McCarthy escribió (énfasis suyo).

“Dado que Trump tendría el poder de cerrar la investigación, el truco era evitar hacerlo sentir amenazado por ésta. Por lo tanto, la estrategia era la de no decirle a Trump la información que ilustraba la centralidad de él mismo en la investigación, asegurándole que él no era un sospechoso; y gentilmente recordándole de la necesidad de respetar la independencia del poder judicial (so pena de ser acusado de obstrucción)” (ibíd.).

En privado Comey le dijo al Sr. Trump que no estaba bajo investigación. El Sr. Trump quería que Comey le dijera al público eso mismo, pero Comey no lo hizo, ¡porque era una mentira! Así que Sr. Trump lo despidió.

¡Es un derecho del Presidente recibir un informe completo de todas las investigaciones en curso! Si los agentes corruptos pueden esconder del Presidente información vital de inteligencia, e incluso espiarlo, ¿qué no le podrían hacer a usted?

El Diccionario Merriam-Webster define traición como “el delito de intentar mediante actos explícitos derrocar al gobierno del Estado…” Usted no tiene que saber mucho acerca de gobierno para saber que intentar remover del cargo a un presidente legalmente elegido, usando propaganda sin verificar, ¡es traición del más alto nivel! Funcionarios corruptos del poder judicial, liderados por Barack Obama y con la ayuda de Hillary Clinton, ¡conspiraron para derrocar el gobierno de Estados Unidos! Si esto no es una traición, ¿entonces qué es?

Clara violación de la ley

Toda la investigación Trump-Rusia está basada en una farsa. El equipo de Robert Mueller ha estado buscando evidencia de colusión durante casi un año, y no ha encontrado nada.

Pero lo que ha sido revelado es una tremenda cantidad de violación de la ley ¡por parte de burócratas de inteligencia y del poder judicial! El presidente anterior llenó las agencias del poder judicial de EE UU con agentes traicioneros. Él lideró lo que es conocido como el “Estado profundo”. Algo diabólico estaba ocurriendo hasta que el Sr. Trump fue elegido; y aún sigue ocurriendo tras bambalinas durante su presidencia.

¡Y los medios ayudaron e instigaron todo el proceso! Mientras más historias surgen, más clara se vuelve esa fea realidad.

Ésta es corrupción a nivel profundo; ¡tan profundo que la mayoría de la gente ni siquiera lo creerá!

Antes de la elección, casi todos creían que Hillary Clinton sería la próxima presidenta. Si ella hubiera ganado, ¡nada de esta corrupción habría salido a la luz!

Estamos viendo con detenimiento lo que la izquierda radical está dispuesta a hacer, para tomar el poder y mantenerse en el poder. ¡Ellos no tienen respeto por el Estado de derecho! Ellos creen que están por encima de la ley. ¡No es una exageración decir que tal desprecio por los principios fundamentales de la nación es una amenaza para la República!

Los radicales de izquierda odian la Constitución. Barack Obama dijo explícitamente que es un documento obsoleto y lo criticó por ser “una carta de libertades negativas”. Los docentes liberales, los medios y el gobierno no creen que los funcionarios gubernamentales deberían ser restringidos por las limitaciones impuestas por la Constitución. ¡Los fundadores de EE UU impusieron estas restricciones para prevenir la tiranía!

Nuestra Constitución hace que EE UU sea diferente de cualquier otra nación en el mundo. Las protecciones otorgadas por la Constitución han permitido que Dios bendiga tremendamente a esta nación. Éstas previenen que un dictador tome el control de los incomparables recursos de la nación —recursos que Dios nos dio con el propósito de cumplir las promesas que Él le hizo al Patriarca Abraham. Lo insto a solicitar nuestro libro gratuito Estados Unidos y Gran Bretaña en profecía que contiene la maravillosa prueba que apoya a esa declaración. Estados Unidos es un descendiente moderno de la nación bíblica de Israel.

Usted necesita entender las verdaderas razones por las cuales EE UU ha sido la nación más poderosa en la historia. Ningún hombre puede “hacer a Estados Unidos grande otra vez”; y menos si él es ignorante del hecho de que fue Dios quien lo hizo grande, ¡e ignorante del por qué Él hizo eso!

Dios ha bendecido a EE UU como a ninguna otra nación. ¡Pero el diablo desea destruir a EE UU más que a ninguna otra nación! Como lo pruebo en mi libro gratuito Estados Unidos bajo ataque, Satanás está preparando toda herramienta y arma que puede para destruir a esta nación, ¡y está teniendo un éxito alarmante!

¡Este poder espiritual maligno está influenciando a la izquierda radical! La mayoría de los republicanos no se dan cuenta de con qué están tratando ellos: ¡con personas que están absolutamente comprometidas con destruir el gobierno de esta nación!

La mentalidad detrás de los demócratas radicales es expuesta cuando usted observa su manejo de otro asunto: el control de armas. Cada vez que hay un tiroteo en una escuela, incluso antes de que cualquier hecho sobre la situación surja, inmediatamente comienzan a presionar por la prohibición de armas. Después del más reciente tiroteo, ellos financiaron a grupos de estudiantes y animaron a los estudiantes a sublevarse contra las autoridades. Ellos no sólo quieren elevar la edad de compra o restringir la venta de algunos tipos de armas de fuego; ellos quieren eliminar todas las armas de fuego. Ellos odian la Segunda Enmienda y desean destruir la Constitución. ¡Ellos desean una revolución!

¡Su ataque agresivo del Estado de derecho está destrozando los pilares de nuestra nación!

Si Hillary Clinton hubiera sido elegida, las tendencias destructivas que se desarrollaron durante la presidencia de Obama hubieran continuado sin restricción, y seguramente se habrían intensificado. ¡Mucha gente (incluyéndome) cree que esto hubiera significado el fin de nuestra república constitucional!

Todo esto está sucediendo porque EE UU está abandonando a Dios.

Donald Trump es un hombre con serios problemas. Pero la izquierda radical está librando una guerra implacable contra el presidente ¡y llevando a su destrucción a este país! Y fue sólo la elección del Sr. Trump lo que evitó que problemas hasta peores derribaran a esta nación incluso más rápido.

Hay un evento en la historia del antiguo Israel que se asemeja mucho a lo que está sucediendo en EE UU hoy.

El rey Jeroboam II

Después de los reinados del rey David y el rey Salomón, 10 de las 12 tribus de Israel se separaron de Judá y formaron un reino separado llamado Israel. Su rebelión contra el trono de David, inspirada por su primer rey, Jeroboam, probó ser un error catastrófico. Israel nunca tuvo un rey justo nuevamente, y como resultado, sufrió continuas maldiciones y, unos 200 años después, conquista y cautividad.

Esta historia está registrada en el libro 2 de Reyes, el cual es parte de una sección de las Escrituras llamada los profetas anteriores: los libros de Josué, Jueces, Samuel y Reyes. Estos libros contienen historia pero son llamados profetas porque esa historia también es profecía, mayormente para el tiempo del fin.

Note lo que 2 de Reyes 14 registra sobre uno de los últimos reyes de Israel antes de su caída; un hombre con el mismo nombre del primer gobernante del reino del Norte: “El año quince de Amasías hijo de Joás rey de Judá, comenzó a reinar Jeroboam hijo de Joás sobre Israel en Samaria; y reinó cuarenta y un años. E hizo lo malo ante los ojos de [el Eterno], y no se apartó de todos los pecados de Jeroboam hijo de Nabat, el que hizo pecar a Israel” (versículos 23-24).

El rey Jeroboam ii no era un hombre justo; él hizo lo malo, y cometió los mismos pecados contra Dios y el trono de David que el primer Jeroboam. Sin embargo, la Biblia registra algo notable: ¡Dios de hecho utilizó a este rey injusto para socorrer a la nación!

Note esto cuidadosamente: “Él [Jeroboam ii] restauró los límites de Israel desde la entrada de Hamat hasta el mar del Arabá, conforme a la palabra de [el Eterno] Dios de Israel, la cual él había hablado por su siervo Jonás…” (versículo 25). Jonás es bien conocido por su advertencia a Nínive. Pero antes de eso, Jonás profetizó que Israel expandiría su poder, recuperando ciudades que Siria se había tomado, y que llegaría a ser bastante próspero. Y esta profecía fue cumplida bajo Jeroboam ii. ¡Israel llegó a ser más poderoso que en cualquier otro momento desde los días de Salomón!

Israel aún estaba en un estado pecaminoso. Jeroboam ii continuó en las mismas tradiciones rebeldes del pasado. Así que no experimentó este resurgimiento a causa del arrepentimiento o el buen obrar de los israelitas y de su rey. ¿Por qué entonces bendijo Dios a la nación en formas no vistas desde Salomón? “Porque [el Eterno] miró la muy amarga aflicción de Israel; que no había siervo ni libre, ni quien diese ayuda a Israel; y [el Eterno] no había determinado raer el nombre de Israel de debajo del cielo; por tanto, los salvó por mano de Jeroboam hijo de Joás” (versículos 26-27).

Israel estaba en amarga aflicción... ¡al borde del colapso! Si Dios no hubiera intervenido, ¡entonces el plan del diablo para borrar el nombre de Israel hubiera prevalecido!

Pero Dios le concedió misericordia cuando Israel realmente no se la merecía. En vez de enviar a Israel a la cautividad en aquel tiempo, Dios usó a este rey para salvar a Israel y darles una era más de prosperidad, antes de la conquista de Asiria.

Dios salvó a Israel “por mano” del rey Jeroboam ii.

A pesar de las maldiciones bajo las cuales estaba Israel, y a pesar de la maldad personal de Jeroboam y los pecados de la nación, ¡Jeroboam terminó reinando por 41 largos años! Él fue el rey de más largo reinando en la historia del reino del norte. Mientras que la mayoría de los otros reyes moriría por intriga o traición, el reinado de Jeroboam no sufrió de tal violencia ni maldiciones. La nación experimentó un periodo de relativa fortaleza y estabilidad, incluso prosperidad.

Este resurgimiento no fue a causa de alguna grandeza personal o habilidad de liderazgo por parte de Jeroboam. Fue porque Dios se compadeció de Israel en su aflicción. Fue porque Dios no deseaba que el nombre de Israel fuera borrado. ¡El resurgimiento fue porque Dios salvó a Israel!

Pero éste solo fue temporal. No mucho después, Israel fue conquistado y su pueblo dispersado en cautiverio por los asirios.

Esta historia profética es relevante especialmente hoy en día.

Un Jeroboam moderno

En un artículo de febrero de 1978, la Pura Verdad explicó: “Durante el largo y pacífico reinado de Jeroboam ii (…) la casa de Israel había sido arrullada por una falsa sensación de seguridad. Las fronteras nacionales habían sido extendidas a su máximo, y el país estaba disfrutando de una opulencia y prosperidad relativas. Las ceremonias y actividades religiosas estaban en su apogeo, y la gente había llegado a creer que Dios benignamente les sonreía.

“El profeta Amós entró en esta escena de auto satisfacción nacional. Su mensaje condenatorio fue algo menos que popular, y él se encontró con oposición inmediata de los elementos religiosos y los políticos de su nación. Incluso fue acusado de conspiración y deslealtad hacia la casa real”.

Esta confrontación entre el profeta y el rey es descrita en Amós 7. Este libro es explícitamente profético, y esos eventos antiguos son solo un tipo de los eventos del tiempo del fin; tal como suele ser el caso, con la dualidad profética en la Biblia.

En nuestra edición [de Trumpet] de abril del 2017, yo publiqué un artículo titulado “¿Quién es el Jeroboam de los días modernos?” En éste mostré como EE UU ahora está en el marco de tiempo profético de Amós 7, que es cuando Dios entregará una última advertencia por medio de Su mensajero (versículo 8).

Estados Unidos de Norteamérica es la más prominente y poderosa de las naciones descendientes del antiguo Israel. Y esta profecía muestra que será gobernada por un “Jeroboam” de los días modernos.

“¿Quién es Jeroboam?” yo escribí. “¿Quién es este hombre específico del que Amós profetiza que estará gobernando la superpotencia de Israel, cuando la advertencia final termine?”

En 2016 publiqué un folleto llamado Grande otra vez, que es la continuación del de Estados Unidos bajo ataque. (Publicado antes de que Donald Trump lanzara su libro con el mismo título). Y, después de haber logrado el entendimiento de la aplicación específica de la profecía de Amós 7 para nuestro tiempo, yo inserté en Grande otra vez un nuevo capítulo titulado ¿Quién es el Jeroboam de los días modernos? y lo volví a publicar. Le animo a que solicite una copia gratuita de este folleto, o bien puede leerlo online en theTrumpet.com/go/ga (disponible en inglés). Usted necesita ver la prueba ¡de cómo los eventos en este momento están configurando el cumplimiento específico de esta profecía crucial en Amós!

Es fascinante ver esta profecía (la cual he estado proclamando justo después de las pasadas elecciones presidenciales) en el contexto de 2 de Reyes acerca del rey Jeroboam ii. Como Grande otra vez lo hace claro, su nombre apunta directamente a los pecados del Jeroboam original, y 2 de Reyes 14:24 afirma explícitamente que él era culpable de los mismos pecados. Pero hay el contexto adicional de que Dios de hecho está usando a este hombre ¡para salvar a la nación temporalmente!

Resurgimiento de EE UU

Por ocho años bajo el presidente Obama, las fuerzas de la izquierda radical estuvieron en marcha virtualmente sin restricción. Incluso los líderes republicanos se rindieron, ¡y eso fue después que tomaron el control del Congreso y tenían mucho poder para detener a aquel presidente!

Donald Trump ha demostrado estar dispuesto a tomar una posición, donde otros no lo han hecho. ¡Es de contemplar cómo él resiste a esas fuerzas antipatriotas! Él ha inspirado a algunos otros líderes a desafiar la izquierda radical y ayudar a exponerla por lo que es.

Cuando usted compara lo que este presidente está haciendo con lo que su predecesor hizo, ha habido un cambio de dirección claro, uno que disminuirá la velocidad con la que EE UU está siendo destrozado. Él no está destrozando la Constitución como lo hizo el anterior presidente. Ha aprobado recortes de impuestos que ayudarán a muchas familias estadounidenses. Ha retrocedido el mandato universal de la asistencia médica y ha eliminado las regulaciones que perjudicaban a las empresas estadounidenses. El mercado de valores ha roto nuevos récords. Estamos viendo lo que escribí en Grande otra vez, que después de que el presidente Trump tomara el cargo, “las condiciones en EE UU podrían mejorar por un corto tiempo”.

El Presidente también tiene una muy fuerte relación con los líderes religiosos, y ha defendido fuertemente a los grupos religiosos. Él está hablando públicamente sobre qué tan bueno y fuerte e incluso justo es EE UU, aunque la verdad es que el País hoy no es ninguna de esas cosas. Él está inspirando confianza en muchas personas sobre el futuro de esta nación.

Lo que estamos viendo es de hecho un cumplimiento moderno de lo que sucedió en el antiguo Israel bajo Jeroboam ii. Un poco de resurgimiento, una renovada prosperidad, un crescendo de actividad religiosa (pero no de religión verdadera) con la bendición del “rey”. (La profecía de Amós 7 da más detalle sobre este aspecto del reinado de Jeroboam. Como lo explico en Grande otra vez). Éste es un tiempo en que la gente está siendo arrullada hacia un falso sentido de seguridad y una sensación de que Dios está con ellos. Y mientras tanto, el carácter del líder es profundamente defectuoso, y los pecados del pueblo continúan siendo grandes y están empeorando.

¡Es crítico que nosotros entendamos el porqué de este resurgimiento! Dios mismo está empujando hacia atrás las fuerzas inspiradas por Satanás ¡que hubieran destruido a esta nación! Él está exponiendo esas fuerzas para que así podamos verlas claramente. Y Él está usando a un hombre para salvar (temporalmente) a la superpotencia de Israel profético. A Estados Unidos.

Sin embargo, como en la antigüedad, éste es sólo un resurgimiento temporal. ¡Mire lo que sucedió en la antigüedad, y dese cuenta que la ganancia a corto plazo en la nación fue seguida por una corrección extremadamente fuerte!

Una advertencia rechazada

Hoy hay un tipo del “profeta Amós” en el escenario, ¡advirtiendo sobre el inminente juicio de Dios! Pero la mayoría de los estadounidenses ni siquiera empezarán a escuchar a Dios. Incluso aquellos que son religiosos, sienten que las cosas están bien a causa del favor que ellos tienen con el “rey”. Ellos se rehúsan a ser corregidos y a prestar atención a la advertencia.

Amós 7:10-12 nos dice que el Jeroboam de los días modernos va a expulsar al pueblo de Dios fuera del País, ¡porque “la tierra no puede sufrir todas sus palabras [del profeta Amós]”!

Jeroboam ii fue el último rey de Israel que recibió una advertencia directa de los profetas de Dios. Él rechazó la corrección de Dios. Después de su reinado hubo seis reyes, más malvados, en su mayoría efímeros; hombres que llegaron al poder por medio de asesinatos u otros medios innobles. Ellos se aliaron con Siria para luchar contra la creciente amenaza de Asiria, el siguiente poder regional dominante (justo como Amós lo había profetizado). Al final, ellos terminaron pagando tributo a Asiria, y finalmente fueron conquistados y llevados cautivos lejos por los asirios.

Un destino similar de pesadilla le espera a EE UU... ¡docenas de profecías bíblicas advierten de esa verdad!

¡Dios hará a EE UU grande otra vez! Pero la Biblia muestra que Él lo hará sólo después de una dura corrección.

Lea Great Again (Grande otra vez) para entender cuan urgente es esta advertencia. Lea Estados Unidos y Gran Bretaña en profecía para ver lo que está a punto de sucederle a Estados Unidos. Dios está dando estas advertencias en un esfuerzo para salvar a las personas de ese destino. Él está salvando a esta nación temporalmente... extendiendo la misericordia por un corto tiempo antes de que el castigo sea llevado a cabo. Use esta oportunidad para comprobar esta verdad, y hágale caso a la advertencia... ¡y acepte la oferta de Dios de protección para usted

Newsletter_ES