Reciba nuestro Boletín de avisos gratuitamente una vez por semana.

201125 trump gettyimages 1156189767

(NICHOLAS KAMM/AFP VIA GETTY IMAGES)

Por qué Donald Trump seguirá siendo el presidente de EE UU

Los medios de prensa y prácticamente todo mundo se apresuraron a coronar presidente a Joe Biden. Pero la profecía de la Biblia muestra que Dios todavía tiene planes para Trump.

El sábado 7 de noviembre de 2020, sólo cuatro días después de las elecciones presidenciales, los medios de comunicación estadounidenses decidieron declarar a Joe Biden ganador y presidente electo de Estados Unidos.

La izquierda radical en Estados Unidos ha hecho todo lo posible durante los últimos cuatro años para desacreditar y destruir al presidente Donald Trump. Han espiado. Han mentido. Han hecho trampa. Han violado leyes demasiado numerosas para contarlas. ¡Han cometido traición, intentando deponer al gobierno debidamente elegido! Y de alguna manera, el presidente Trump ha resistido todas esas tormentas.

Lo que la izquierda está haciendo ahora —todo ese teatro dirigido a intimidar a la gente para que acepte a Joe Biden como presidente— es más de lo mismo. No debería sorprendernos.

Según la mayoría de las apariencias, Joe Biden será el próximo presidente de Estados Unidos. Pero yo no creo eso, absolutamente y para nada. Trump también resistirá esta tormenta. Independientemente de lo que digan los medios de prensa o de cómo parezcan las cosas en este momento, yo estoy seguro de que Donald Trump seguirá siendo el presidente de EE UU.

¡También estoy seguro de que estamos a punto de ver expuestos, algunos de los fraudes más grandes de la historia!

¿Por qué? Porque una presidencia de Biden es contraria a la profecía de la Biblia.

Profecías por cumplirse

Por más de 30 años, he explicado muchas profecías bíblicas que describen los eventos que precederán al regreso de Jesucristo. La mayoría de estos giran directamente en torno a Estados Unidos y la Mancomunidad británica, los descendientes modernos del Israel bíblico y el estado judío. (Conocer la identidad de los orígenes de Estados Unidos y Gran Bretaña es fundamental para comprender la profecía bíblica; usted puede aprender acerca de esta verdad en nuestro libro gratuito titulado, Estados Unidos y Gran Bretaña en profecía).

La Biblia tiene mucho que decir sobre Donald Trump y su presidencia. Las principales profecías se encuentran en el libro de los Reyes y en Amós 7, y varios otros pasajes hablan de manera más general sobre Estados Unidos bajo su liderazgo. ¡Dios no puede mentir! Estas profecías del tiempo del fin deben cumplirse, ¡y se cumplirán!

La profecía de Amós 7 es crucial para comprender las elecciones de 2020. Se trata del Sr. Trump, ¡y gran parte de ello aún no se ha cumplido!

Amós 7: 7 dice: “Me enseñó así: He aquí el Señor estaba sobre un muro hecho a plomo, y en su mano una plomada de albañil”. Una plomada se usa generalmente para medir un edificio, o para una construcción. Pero Dios la usa de manera diferente aquí; es para medir la destrucción que vendrá sobre las naciones de Israel, especialmente Estados Unidos. Esta destrucción no es al azar. Dios la está midiendo con cuidado y precisión, pero al final producirá los resultados más maravillosos imaginables.

“[El Eterno] entonces me dijo: ¿Qué ves, Amós? Y dije: Una plomada de albañil. Y el Señor dijo: He aquí, yo pongo plomada de albañil en medio de mi pueblo Israel; no lo toleraré más [‘no pasaré otra vez entre ellos’ dice la vkj inglesa]” (versículo 8). ¡Este es Dios hablando! Ha advertido a estas naciones varias veces con la intención de despertarlas, pero han ignorado esas advertencias. Entonces Dios les dice: ¡es la última vez que te advierto!

¡Hoy estamos viviendo durante esta última advertencia!

Y note que esta advertencia final ocurre durante el tiempo de un Jeroboam del tiempo final. “Los lugares altos de Isaac serán destruidos, y los santuarios de Israel serán asolados, y me levantaré con espada sobre la casa de Jeroboam” (versículo 9). Cuando Dios dice “no lo toleraré más”, está hablando del tiempo de Jeroboam.

La izquierda radical en Estados Unidos ha hecho todo lo posible durante los últimos cuatro años para desacreditar y destruir al presidente Donald Trump y de alguna manera, el presidente Trump ha resistido todas esas tormentas.

Para comprender los eventos en Estados Unidos en este momento, debemos comprender la identidad de este Jeroboam. Esta personalidad del tiempo del fin se encuentra a lo largo de esta profecía, desde el versículo 9 hasta el versículo 17. Como lo he explicado durante más de cuatro años, este Jeroboam del tiempo del fin es Donald Trump, el presidente de Estados Unidos. Y estas profecías sobre Jeroboam aún no se han cumplido por completo. ¡Por eso el Sr. Trump debe seguir siendo presidente!

Jeroboam I

En el libro de Reyes se registra la historia de dos reyes del antiguo Israel, Jeroboam I y Jeroboam II, y se revela más acerca de este Jeroboam del tiempo del fin. Recuerde que el libro de Reyes es parte de los profetas anteriores que contiene profecía para ahora. ¡Y Amós 7 revela que el Sr. Trump dirige a Estados Unidos con el mismo espíritu que aquellos antiguos reyes!

Cuando el rey Salomón murió, la nación de Israel se dividió en dos. Jeroboam I gobernó el reino de Israel, que estaba compuesto por las diez tribus del norte. El rey Jeroboam era un líder valiente y talentoso, pero tenía defectos terribles que molestaban profundamente a Dios.

El pecado esencial de Jeroboam está registrado en 1 Reyes 12: “Y Jeroboam dijo en su corazón: ahora se volverá el reino a la casa de David” (versículo 26). Temía que la gente regresara a la casa de David en Jerusalén. Las diez tribus acababan de separarse, y Jeroboam I quería mantenerlas separadas del trono del rey David. Dios incluso le había explicado a Jeroboam la importancia de la casa de David (lea 1 Reyes 11: 29-39), pero rechazó la instrucción de Dios.

Jeroboam trabajó duro para evitar que su pueblo mirara el legado de fe y obediencia del rey David. Llegó al extremo de establecer un sistema religioso completamente nuevo en Israel; un sistema religioso que se orientaba en torno a sí mismo. “Y habiendo tenido consejo, hizo el rey dos becerros de oro, y dijo al pueblo: Bastante habéis subido a Jerusalén; he aquí tus dioses, oh Israel, los cuales te hicieron subir de la tierra de Egipto” (1 Reyes 12:28). ¡Jeroboam los llevó de regreso a los dioses falsos que tenían antes de conocer al Dios verdadero!

Jeroboam luego contaminó el sacerdocio al ordenar sacerdotes de “los más bajos del pueblo, que no eran de los hijos de Leví” (versículo 31). Cambió las fechas de los días sagrados de Dios para que fueran diferentes de las que se guardaban en Jerusalén (versículos 32-33). Él manipuló el sistema para poder guiar a la gente y mantenerla alejada de la casa de David. ¡Ese fue su gran pecado!

Jeroboam I creó un sistema religioso falso basado en el desprecio por el trono y el legado del rey David. Esta religión fue perpetuada por todos los reyes de Israel después de él. ¡Ninguno de los reyes de Israel fue justo!

¡Este mismo pecado se comete hoy! Hay una dimensión religiosa poderosa en la presidencia de Donald Trump. En muchos aspectos, su presidencia está respaldada por el apoyo de personas y líderes religiosos; ¡pero la religión de Jeroboam es una religión falsa!

Jeroboam II

En 2 Reyes 14 aprendemos sobre el rey Jeroboam II, que reinó durante la primera mitad del siglo VIII a.C. Durante el gobierno de ese Jeroboam, Israel experimentó un resurgimiento nacional sensacional; fue una época de prosperidad y crecimiento. Sin embargo, hacia el final de su reinado, el reino comenzó a sufrir. A los pocos años de su muerte, Israel fue brutalmente conquistado por el poderoso Imperio Asirio.

Jeroboam II gobernó con el mismo espíritu que Jeroboam I: “E hizo lo malo ante los ojos de [el Eterno], y no se apartó de todos los pecados de Jeroboam hijo de Nabat, el que hizo pecar a Israel” (versículo 24). El rey Jeroboam II no era un hombre justo. Hizo el mal y cometió los mismos pecados contra Dios y el trono de David que tuvo el primer Jeroboam.

Sin embargo, la Biblia registra algo notable. ¡Que Dios de hecho utilizó a este rey injusto para ayudar a la nación!

Note con atención: “[Jeroboam II] restauró los límites de Israel desde la entrada de Hamat hasta el mar del Arabá, conforme a la palabra de [el Eterno] Dios de Israel, la cual él había hablado por su siervo Jonás…” (versículo 25). Israel todavía estaba en un estado pecaminoso. Así que no fue por el arrepentimiento o buen obrar de los israelitas y su rey, que la nación experimentó este resurgimiento.

Entonces, ¿por qué Dios bendijo a la nación de una manera que no se había visto desde Salomón? “Porque [el Eterno] miró la muy amarga aflicción de Israel; que no había siervo ni libre, ni quien diese ayuda a Israel; y [el Eterno] no había determinado raer el nombre de Israel de debajo del cielo; por tanto, los salvó por mano de Jeroboam hijo de Joás” (versículos 26-27).

Israel estaba en amarga aflicción; ¡al borde del colapso! Se podría decir lo mismo de Estados Unidos y del resto de las naciones de Israel hoy. ¡Están en una aflicción muy amarga!

En la antigüedad, si Dios no hubiera intervenido, ¡el plan del diablo de borrar el nombre de Israel habría prevalecido! Pero Dios concedió misericordia cuando Israel realmente no la merecía. En lugar de enviar a Israel al cautiverio en ese momento, Dios usó a este rey para salvar a Israel y darle una última era de prosperidad antes de la conquista de Asiria. Dios salvó a Israel “por mano” del rey Jeroboam II.

A pesar de las maldiciones, y a pesar de la maldad personal de Jeroboam y los pecados de la nación, ¡Jeroboam terminó reinando 41 años! Fue el rey que reinó más tiempo en la historia del reino del norte. Mientras que la mayoría de los otros reyes murieron por intriga o traición, Jeroboam no sufrió tal violencia ni maldiciones. La nación experimentó una fuerza y estabilidad relativas, incluso prosperidad. Este resurgimiento no se debió a ninguna grandeza personal ni habilidad de liderazgo de Jeroboam. Fue porque Dios se apiadó de Israel en su aflicción. Fue porque Dios no quería que el nombre de Israel fuera borrado. ¡Fue porque Dios salvó a Israel!

En 2 Reyes 14: 26-27 vemos que Dios usó a Jeroboam II como “un salvador”. Esto también es cierto para el Jeroboam moderno actual. Es una salvación temporal, tal como lo fue bajo Jeroboam II antes de que Asiria finalmente conquistara la nación. ¡Aun así, Dios usa a este hombre para asegurarse de que Satanás y los hombres que él usa, no borren el nombre de Israel! ¡Y ese trabajo aún no ha terminado!

El Jeroboam moderno no sabe nada de esto, pero la profecía en Amós 7 muestra que Dios se lo explicará antes de que todo termine. Tenemos que hacerle llegar este mensaje, pero aún no lo hemos hecho. ¡Ésta es otra razón por la que estoy seguro de que Jeroboam no va a desaparecer de la escena!

Aflicción de Israel

En 2 Reyes 14:26 leemos sobre “la muy amarga aflicción de Israel”. Como sucedió en la antigüedad, hay fuerzas que “afligen” a Israel, buscando derribarlo. Estas fuerzas que atacan a Estados Unidos hoy en día son terriblemente destructivas, y las peores están dentro de la nación. Quieren destruir a él Estados Unidos tradicional, especialmente su patrimonio judeocristiano y su historia con Dios. (Mi folleto gratuito Estados Unidos bajo ataque explica esto).

Al observar a este Jeroboam moderno, uno tiene que decir que Dios le dio a Israel un “salvador”, al menos en la medida de que Él no permitiría que estos enemigos derribaran a la nación. Donald Trump ha estado bloqueando este movimiento para “borrar el nombre de Israel [que incluye a Estados Unidos] de debajo del cielo”.

¿Ha terminado [Trump] su trabajo? No, no lo ha terminado. ¡Así que no creo en lo absoluto que se irá de la escena! Sigo creyendo que estas profecías son 100% precisas.

Esto quiere decir que esta nación está a punto de quedar azorada. Yo creo que usted está a punto de ver fraudes expuestos, ¡como jamás antes se puede haber imaginado! En cierto sentido, se podría decir que la izquierda está luchando contra Dios y la profecía de Dios. ¿Quién cree usted que ganará esa batalla?

De hecho, la profecía muestra que muchos eventos trascendentales seguramente sucederán en los próximos años. ¡Estaremos viendo cómo se desarrollan cosas, que quizás nos sorprenderán cada semana!

No sé exactamente cómo se desarrollará esto pero yo creo que Dios está permitiendo que suceda de esta manera, ¡para asegurar que la maldad y la corrupción en Estados Unidos queden expuestas!


Los partidarios del presidente Trump se reúnen fuera de la sala donde se cuentan los votos ausentes para las elecciones de 2020 en Detroit, Michigan. (Créditos: Jeff Kowalsky/AFP/Getty Images)

Hay una dimensión espiritual en lo que la izquierda radical está haciendo, que también debemos comprender.

La profecía en Apocalipsis 12:7-9 habla de una guerra en el cielo en la que Satanás y sus demonios fueron arrojados a la Tierra. Esto sucedió en el tiempo del fin. Ahora todos están confinados aquí, y uno puede ver evidencia que la influencia de Satanás aumenta todo el tiempo. En el versículo 9, se hace referencia al diablo como “el gran dragón (...) cual engaña al mundo entero”. ¡Los engaños de Satanás son increíblemente poderosos!

El versículo 10 llama a Satanás “el acusador de nuestros hermanos (...) que los acusaba delante de nuestro Dios día y noche”. ¡Satanás sigue continuamente difundiendo su odio! El versículo 12 muestra que el diablo está furioso porque sabe que le queda poco tiempo. Desde su punto de vista, él no tiene nada que perder.

Ha surgido una gran cantidad de evidencia de irregularidades en la votación, y siempre favorece a Joe Biden. Sin embargo, muchos hablan como si no hubiera nada de qué preocuparse.

El objetivo de Satanás es borrar el nombre de Israel “de debajo del cielo”; ¡de sobre toda la Tierra! ¡Esa es su pasión! Y Estados Unidos es la superpotencia entre las naciones de Israel del tiempo del fin, de modo que él siente un odio especial por Estados Unidos y está trabajando furiosamente para destruirlo.

A fin de cuentas, el diablo es quién está detrás de lo qué está sucediendo. Está inspirando a la izquierda radical. Este fraude electoral demuestra lo decidido y lo lleno de odio que él está. Nadie puede detenerlo excepto Dios, pero la gente no ha aprendido eso.

Fraude electoral

Los principales medios de prensa insisten en que “no hay evidencia” que los demócratas intentaron robarse estas elecciones. Esto es patente y falso; sí hay mucha evidencia. ¡Pero también es absurdo, cuando uno reflexiona en lo que la izquierda ha estado haciendo durante los últimos años! Uno tendría que ser ingenuo para pensar que no están cometiendo grandes fraudes en esta elección.

Sólo vea cómo sucedió todo. Varios de los estados en los que el presidente Trump estaba ganando la noche de las elecciones, simplemente dejaron de contar [votos] durante cuatro o cinco horas. Todos estaban sincronizados. Creo que los demócratas comenzaban a ver que no tenían suficientes votos, por lo que tenían que encontrar la manera de conseguirlos.

Luego, cuando se contaron las papeletas de voto por correo, todo cambió. Todos esos estados terminaron favoreciendo al ex vice presidente Biden. ¿No es eso asombroso?

Las papeletas de votar por correo abren la puerta a un fraude terrible. ¿Sabía que de los 27 países en la Unión Europea, 17 prohíben el voto por correo, excepto en casos muy raros? Ellos saben lo susceptibles al fraude que son esas votaciones. Sin embargo, los demócratas han utilizado la pandemia del coronavirus como pretexto para fomentar la mayor cantidad posible de votaciones por correo, e incluso para extender los plazos más allá del día de las elecciones. Realmente creo que hicieron eso para poder robarse esta elección; ¡y lo digo sin disculparme! Ellos tienen una larga historia de utilizar fraude electoral para influenciar las elecciones.

Ha surgido una gran cantidad de evidencia perturbadora sobre irregularidades y fraude en las votaciones; ¡y éstas siempre favorecen a Joe Biden! Sin embargo, muchos republicanos y periodistas supuestamente imparciales, hablan como si no hubiera nada de qué preocuparse. Dicen que todo fue correcto y que Donald Trump debería ceder. ¡Esto demuestra una ingenuidad y delirio pasmosos!

¡Sólo recuerde lo que los demócratas e izquierdistas han hecho en el pasado! El dossier de Steele no era más que mentiras creadas por la izquierda radical. Durante tres años lo usaron como “prueba” de que Donald Trump era un agente ruso; ¡pero ellos sabían que de principio a fin, eran sólo mentiras! ¿Entonces no cree usted que se robarían algunos votos? ¡Me sorprendería si no lo hicieran! Aquel informe resultó ser traicionero. ¡Y ahora se han pasado a algo quizás aún más traicionero! ¡Estos son crímenes que deben ser llevados ante la justicia!

El objetivo de la izquierda

Muchos en la izquierda quieren una guerra civil. ¡Algunos ya han declarado la guerra! Ciertamente quieren llevar a la nación al punto en que puedan abalanzarse sobre sus oponentes y destruirlos. ¡Y se están lanzando a todo!

No tenemos que especular sobre los objetivos de la izquierda. ¡Si uno presta atención, ellos son bastante francos en lo que dicen! Por ejemplo, Mark Zaid fue el abogado del empleado de la cia que “sonó el silbato” sobre la llamada telefónica de Trump a Ucrania. El 30 de enero de 2017, solamente 11 días después que comenzara el mandato del presidente Trump, Zaid tuiteó lo siguiente: ‘#coup [el golpe de Estado] ha comenzado. Primero de muchos pasos. #rebelión. #impeachment [destitución] seguirá finalmente. #abogados’. Más tarde, ese mismo día, tuiteó: “#coup ha comenzado. Cuando uno cae, dos más ocuparán su lugar. #rebellion #impeachment”. Éste era uno de los abogados de alto rango de la izquierda, hablando abiertamente de un Golpe de Estado; ¡tratando de derrocar al gobierno!

Estados Unidos ha cambiado como nunca antes nadie lo ha visto cambiar; ¡en sólo meses (incluso semanas), es un país diferente! No es el país que era hace un par de años, ¡ni siquiera a principios de 2020! Y si tuviera el líder equivocado al mando, las cosas empeorarían rápidamente porque hay poderes detrás de él que quieren gobernar esta nación, ¡y gobernarla a su manera! No quieren libertad. Le dicen a usted qué hacer, ¡y tiene que hacerlo o aténgase a las consecuencias!

La izquierda no quiere oposición. ¡Quieren tiranía! Esto es porque están siguiendo a Satanás el diablo, ¡quien tiene un dominio absoluto sobre ellos!

Las empresas y corporaciones de tecnología poderosas están dispuestas a gastar miles de millones de dólares para obtener lo que quieren. No les interesa la voluntad del pueblo. En Florida, un multimillonario gastó $100 millones para [intentar] vencer a Donald Trump. ¡Cien millones de dólares! Los demócratas gastaron en esta campaña un total de $7 mil millones, en comparación con los $4 mil millones que los republicanos gastaron; ¡todo eso es mucho dinero! Los medios de la prensa, la industria de la alta tecnología, los educadores, Hollywood, todas estas personas tienen mucho dinero, ¡y ellos están unidos! Y si pueden ganar con dinero y trampas, o de cualquier otra forma, ¡lo harán!

Tras las elecciones, las empresas de tecnología censuraron e incluso eliminaron publicaciones y mensajes que cuestionaban los resultados. ¡Esto ahora es común! ¡Qué aflicción en nuestra nación!

Ellos se salen con la suya tan fácilmente. Después de todo, ninguno de ellos parece ser castigado por sus transgresiones. Después de la terrible experiencia de Mueller, ¿alguien fue enviado a la cárcel? No lo he visto, ¡pero cometieron traición! Puede que haya investigaciones, pero estas se prolongan y después de un tiempo a la gente se olvida. Por lo que los crímenes quedan sin ser castigados. Si dejan ir a los criminales repetidamente, ¡llegarán a pensar que pueden hacer cualquier cosa y salirse con la suya! ¡Y prácticamente tienen razón!

¡Pero tal vez Dios tiene algo que ni saben reservado para ellos!

Me sorprende la cantidad pequeña de republicanos que apoyan al presidente Trump. Aquellos que no lo hacen son realmente ignorantes de lo que está sucediendo en esta nación.

Donald Trump ciertamente tiene sus problemas, y Dios los ve; ¡pero Él lo eligió como un salvador para esta nación, temporalmente! La gente no entiende esto, ¡ni reconoce lo que realmente está sucediendo!

También me sorprende que tanta gente haya votado por la plataforma radical que el partido demócrata ha adoptado. Quieren fomentar la inmigración ilegal, incluso brindándoles atención médica gratuita, ayuda social y educación [sin costo]. Quieren devastar la economía para combatir el “cambio climático”. Aceptan ideales racistas radicales y prácticas sexuales estrafalarias. Aplauden la anarquía y el espíritu de insurrección. No se necesita mucho para entender que cuando tanta gente es tan ignorante, una democracia muere. Esta nación está perdida, ya casi.

La Corte Suprema

En la edición de la Trompeta de enero de 2019, escribí un artículo titulado: “¿Está la Corte Suprema de EE UU en la profecía bíblica?” Este artículo explica cómo Amós 7 profetizó que el Sr. Trump obtendría el control firme del gobierno de Estados Unidos y, específicamente, sobre su éxito en el nombramiento de jueces para la Corte Suprema de Estados Unidos.

Amós 7:12-13 describe a un hombre religioso hablando con Jeroboam y conspirando para expulsar al hombre que entrega esta advertencia al país. ¿Quién es este “Amasías” del tiempo del fin? Se le describe como “el sacerdote de Bet-el” (versículo 10). Betel es un nombre para la casa de Dios, que espiritualmente es la verdadera Iglesia de Dios. Como explico en mi folleto El león ha rugido, esto es lenguaje profético para un ministro que proviene de la Iglesia de Dios Universal (idu). Esa iglesia cambió sus doctrinas por completo en los últimos años y se convirtió en un grupo protestante convencional llamado Grace Communion International (Comunión de Gracia Internacional).


Amy Coney Barrett fue nominada y confirmada a la Corte Suprema durante un transcurso de tiempo muy reducido. (Créditos:Cheng Mengtong/China News Source/Getty Images)

Amasías es un hombre arrogante que arrojó por tierra la verdad de Dios después de la muerte de Herbert W. Armstrong (Daniel 8:11-12). Él es un hombre que miente en abundancia. Ese espíritu de mentira plaga a Estados Unidos hoy. Y es el espíritu que impulsó a quienes obraron en contra nuestra en una batalla judicial de seis años contra la idu. Y es el espíritu que motivará a quienes se opongan a nosotros en el escenario descrito en Amós 7.

Otra razón por la cual el Sr. Trump debe seguir siendo presidente es que esta profecía aún no se ha cumplido. Esto significa que debemos esperar que Amasías (este sacerdote falso) ¡aparezca pronto en la escena!

Pero fíjese en lo que Amasías le dice al profeta de Dios en nombre de Jeroboam: “Vidente, vete, huye a tierra de Judá, y come allá tu pan, y profetiza allá; y no profetices más en Bet-el, porque es santuario del rey, y capital [“la corte”, dice la vkj] del reino” (Amós 7:12-13).

Esto es lo que escribí en ese artículo de 2019: “No profetices más en Bet-el’, dice Amasías refiriéndose a la ciudad capital, la que podríamos comparar hoy a Washington, D.C., ‘porque es santuario del rey y es la capital del reino’. Cuando dice ‘santuario del rey’, se trata de un lugar de culto que pertenece al rey”. Entonces, “santuario del rey” se refiere a la alta cantidad de seguidores religiosos del Sr. Trump, y a la naturaleza “religiosa” de su presidencia en general.

La nominación de la juez Barrett podría resultar decisiva en esta elección, ¡para que Trump siga siendo presidente!

¿Qué significa “capital del reino”? [“Corte del rey”, dice la vkj inglesa]? Ese mismo artículo de 2019 da la respuesta. “la palabra ‘rey’ es una palabra hebrea diferente a cuando habló de ‘la capilla del rey’. Significa reino. El margen de la versión King James [inglesa] dice ‘casa del reino’. Wycliffe lo traduce como ‘casa del reino’. Esto no es una entidad religiosa es otra cosa: la casa de la nación. No es algo que está siguiendo a Jeroboam, pero le favorece. Le está ayudando de alguna manera. ¿A qué se refiere esto proféticamente? Creo que esta entidad no religiosa (la casa del reino) se refiere a la Corte Suprema de Estados Unidos”.

Más adelante en el artículo profeticé lo siguiente: “Creo que este relato profético en Amós 7 sugiere que hay una ventaja conservadora en la Corte Suprema; una que le favorece a Jeroboam”.

Saltemos hasta hoy en día. Algo extraordinario sucedió menos de dos meses antes de las elecciones; en la noche del 18 de septiembre de 2020, murió la juez Ruth Bader Ginsberg de la Corte Suprema. Su muerte conmocionó a la nación y causó sensación política y judicial. También creó una oportunidad para el presidente Trump. En cuestión de días, el presidente nominó a Amy Coney Barrett para ocupar el asiento vacante en la corte. Barrett es una originalista constitucional muy conservadora. Ella fue confirmada a la Corte Suprema de Estados Unidos el 26 de octubre.

¡Qué giro tan notable de los acontecimientos: la juez Barrett fue el tercer juez designado por el Sr. Trump para la Corte Suprema de EE UU! Su nombramiento pocos días antes de las elecciones dio a los conservadores una ventaja significativa en la Corte. ¡Yo creo que esto también marcó el cumplimiento de la profecía en Amós 7:13!

La nominación de la juez Barrett podría resultar decisiva en esta elección, ¡para que Trump siga siendo presidente!

Después de las elecciones, abogados en todo Estados Unidos, incluyendo los abogados del Sr. Trump, presentaron demandas en varios estados alegando fraude electoral. Es probable que algunos de estos casos terminen en la Corte Suprema. No lo sé, pero creo que al final de todo, la Corte Suprema tendrá que pronunciarse sobre esta elección. El hecho que la juez Barrett estará presente cuando eso suceda, ¡aumenta las probabilidades del cumplimiento de la ley! Y eso marcaría a favor del Presidente. Yo creería que esa es la forma en que Dios va a resolver esto, pero puede que Dios tenga otras ideas.

La profecía en Amós 7 nos da un fuerte indicio de que el Sr. Trump y el hombre que desempeña el papel de Amasías, rechazarán la advertencia de Dios y luego usarán la Corte Suprema para expulsar a la Iglesia de Dios fuera de EE UU. Esta profecía no ha sucedido, ¡por lo cual es otra razón para que el Sr. Trump siga siendo presidente!

Una lámpara todos los días

Cuando Jeroboam I estaba en la escena, Dios envió al profeta Ahías para decirle que le quitaría el reino de Israel a Salomón, y que le daría a Jeroboam el gobierno sobre 10 tribus (1 Reyes 11:29-35). Luego le dijo a Jeroboam: “Y a su hijo [Roboam] daré una tribu, para que mi siervo David tenga lámpara todos los días delante de mí en Jerusalén, ciudad que yo me elegí para poner en ella mi nombre” (versículo 36).

¡Dondequiera que uno encuentre el trono del rey David, encontrara una lámpara! Dondequiera que encuentre a alguien que declara el mensaje acerca del trono de David, encontrará entendimiento, verdad y esperanza, ¡encontrará luz! ¡Qué bendición y milagro es comprender estas profecías y esta verdad! ¡Gracias a Dios por la luz de esta Palabra!

En el versículo 37, Dios le prometió a Jeroboam enormes bendiciones si le obedecía como lo hizo David. En la antigüedad, el rey Jeroboam e Israel [el reino del norte] habrían sido enormemente bendecidos si tan sólo hubieran seguido el ejemplo de David; ¡si hubieran mantenido las prácticas religiosas y la ley establecida por Dios a través del rey David!

¡Hoy día, Dios entrega el mismo mensaje a Donald Trump y a EE UU! Debemos someternos a Dios y a Sus leyes y Su mensaje, ¡siendo compartidos y declarados a través del trono de David! ¡La lámpara del trono de David continúa brillando con intensidad!

La pregunta es: ¿dejaremos que la lámpara alumbre sobre nuestros defectos y pecados y que nos lleve al arrepentimiento?

Todos debemos entender que ningún político puede salvar a Estados Unidos. Los republicanos no pueden salvar a esta nación. El presidente Trump no puede. ¡Sólo Dios puede! Debemos ver Su obrar en lo que está sucediendo aquí. Él va a utilizar estos eventos para exponer la maldad y la corrupción en Estados Unidos. Y Dios se asegurará de que se cumpla toda y cada una de Sus profecías. ¡Sólo observe!

Algo tiene que suceder para que Dios cumpla esta profecía, y tendrá que ser un milagro. ¡Pero Él es un Dios de milagros! Y Él es quien finalmente coloca a los líderes en el poder (Daniel 4:17, 25; Salmos 75:6-7; Romanos 13:1).

Estos eventos van a estremecer a una nación que ya le ha dado vuelta a la página de nuestro actual presidente. Pero no deberían sorprenderle a usted. Preste atención a lo que sucede, ¡y cuando esto suceda usted podrá reconocer la mano guiadora de Dios! 

Escuche de lunes a viernes el programa de radio The Trumpet Daily Radio Show [disponible sólo en inglés].


ESTADOS UNIDOS BAJO ATAQUE

¿Está usted preocupado sobre hacia dónde está dirigiendo el país la administración actual? ¿Y sobre si la nación puede o no sobrevivir los próximos cuatro años? La situación está peor de lo que usted piensa, y sólo existe una forma para solucionar este problema gigantesco.