Reciba nuestro Boletín de avisos gratuitamente una vez por semana.

25279

WOLFGANG SCHWAN/ANADOLU AGENCY VIA GETTY IMAGES

¡La profecía bíblica cobra vida en Ucrania!

La dramática invasión de Ucrania por parte de Vladimir Putin no es una sorpresa. ¿Cómo y cuándo terminará?

Publicado por primera vez el jueves 24 de febrero.

Esta mañana el mundo se ha despertado con las impresionantes imágenes de Vladimir Putin invadiendo Ucrania.

Los misiles rusos están impactando objetivos a través de gran parte de Ucrania. Los proyectiles de artillería están lloviendo sobre pueblos, ciudades e infraestructuras clave. Los edificios están en llamas y ya hay múltiples víctimas civiles. Los paracaidistas rusos han capturado un aeródromo cerca de Kyiv, la capital de Ucrania. Mientras tanto, los tanques y soldados rusos siguen entrando en Ucrania.

Los líderes mundiales están horrorizados. “La paz en nuestro continente se ha hecho pedazos”, dijo el secretario general de la Organización del Tratado del Atlántico Norte, Jens Stoltenberg. “Ahora tenemos una guerra en Europa, a una escala y de un tipo que creíamos que pertenecía a la historia”. El titular de Drudge de esta mañana resume lo que muchos están pensando: “Cuenta regresiva para la Tercera Guerra Mundial”.

¿Cómo sucedió esto? Al igual que el secretario general de la otan, mucha gente creía que la guerra en la Europa del siglo xxi era imposible, que un conflicto de esta magnitud y consecuencias “pertenecía a la historia”. Pero aquí estamos, ¡en la cúspide de lo que podría convertirse en la guerra más relevante desde la Segunda Guerra Mundial!

Los que estudian y creen en las profecías bíblicas no están sorprendidos. Si conocen la Biblia, saben que una guerra de esta naturaleza no pertenece a la historia. De hecho, la profecía nos dice que se avecinan conflictos y sufrimientos mucho peores que este.

Llevo más de dos décadas advirtiendo que Vladimir Putin sería responsable de conquistas violentas y que desencadenaría algunos acontecimientos sorprendentes e históricos. Esta comprensión proviene del estudio de la Biblia y de la creencia en Dios, ¡y Él tiene mucho que decir sobre Rusia y Vladimir Putin!

Ezequiel 38 es un pasaje especialmente importante sobre Rusia. El versículo 8 utiliza la frase “al cabo de años”. Esto se refiere al tiempo justo antes del regreso de Jesucristo. Todo este capítulo contiene un entendimiento asombroso sobre el poderoso imperio ruso y su sumamente temido “príncipe”.

“Vino a mí palabra de [el Eterno], diciendo: Hijo de hombre, pon tu rostro contra Gog en tierra de Magog, príncipe soberano de Mesec y Tubal, y profetiza contra él” (versículos 1-2). El “hijo de hombre”, el mensajero humano de Dios, es el encargado de identificar a este “príncipe soberano”.

Creo firmemente que este “príncipe soberano” es Vladimir Putin, y he explicado por qué muchas veces en los últimos 20 años. Las imágenes alarmantes y preocupantes que están saliendo de Ucrania hoy en día demuestran dramáticamente que este entendimiento es correcto. ¡En este mismo momento se está cumpliendo la profecía bíblica en Ucrania!

La traducción correcta de Ezequiel 38:2 es “el príncipe de Rosh, Meshech y Tubal”. En la historia asiria y griega, Meshech aparece como Musku, Muski o Mushki, todos ellos nombres relacionados con la ortografía rusa de Moscú. ¿Y Tubal? En el lado oriental de los Montes Urales se encuentra la ciudad de Tobolsk, llamada así por el río Tobol, un nombre derivado de Tubal. Tobolsk fue en su día la sede del gobierno ruso sobre Siberia y se consideraba básicamente la capital asiática de Rusia.

Rosh era el antiguo nombre de Rusia, antes llamada Rus. Muchas enciclopedias y comentarios (como el Jamieson, Fausset and Brown Commentary) lo reconocen. Entonces, ¿quién es este “príncipe” de Rusia, Moscú y Tobolsk?

Esto es lo que escribí hace cuatro años en mi folleto El ‘Príncipe de Rusia’ profetizado: “El uso de todos los tres nombres muestra que éste es un único gobernador de todos los pueblos de Rusia, desde el occidente hasta el oriente. La referencia a las ciudades de Moscú y Tobolsky nos ayuda a ver cuan vasto es el territorio ruso en estos días postreros. Esta gigantesca extensión de tierra indica que el príncipe probablemente conquistará más naciones de la antigua Unión Soviética. Cuando uno estudia estas Escrituras junto con los eventos actuales revelando la dirección imperialista del Moscú moderno, se ve que el presidente ruso Vladimir Putin bien podría ser el príncipe de Rosh”.

Vladimir Putin ha hecho más que nadie para reconstruir el colosal imperio ruso. ¡La Biblia nos dijo que estemos a la espera de más conquistas territoriales por parte del “príncipe de Rosh”!

La gente se sorprendería de lo mucho que la Biblia nos dice sobre la geopolítica. Como escribí en ese folleto de 2017: “Si usted suma la profecía bíblica a un buen entendimiento de la historia, uno puede prever el futuro con una claridad sorprendente”.

En 2008, después de que Putin invadiera Georgia, escribí: “Este fue el primer ataque militar de una superpotencia asiática en ascenso, ¡y habrá más!”.

“¿Ocurrirá una crisis en Ucrania?”, pregunté. “Esa región es el granero de Rusia, y seguramente también está dispuesta a emprender una guerra por eso”.

En 2014, en la época de la anexión de Crimea por parte de Putin, el difunto Charles Krauthammer hizo algunos comentarios muy acertados: “Ucrania no sólo es el país europeo más grande, es el eje del sueño de Vladimir Putin de una Rusia imperial renovada, hegemónica en su vecindario y que haga retroceder el avance de un cuarto de siglo de la ‘Europa entera y libre’ legado por la victoria de Estados Unidos en la Guerra Fría”.

Considerando esa observación en el contexto de Ezequiel 38 y otras profecías, llevé este análisis aún más lejos. Esto es lo que escribí hace más de siete años:

Putin ha sabido por mucho tiempo que su poder disminuiría significativamente si Ucrania hace alianza con Europa. Su objetivo final es resucitar el imperio soviético. La estructura de ese imperio se construyó con Ucrania siendo parte de él; y además, Ucrania es el granero de Rusia. Actualmente, la base militar más grande de Rusia fuera de sus propias fronteras está localizada en Ucrania.

¡Putin aplicó toda esa presión sobre Ucrania porque esa nación es la pezonera de su meta para lograr una Rusia imperial renovada! La pezonera es un perno que atraviesa el eje para que la rueda no se salga. El Sr. Putin hizo todo lo que estuvo en su poder para evitar que las ruedas se cayeran de su sueño de un nuevo imperio soviético. Y eso significó aplicar una intensa presión sobre Ucrania.

El hecho de que un hombre —un hombre— sea responsable de este enorme cambio geopolítico es profundamente significativo. Esto no podría haber sucedido sin haber usado su poder, y haber tenido la voluntad de actuar y sacudir a las naciones, tal como lo dice Hageo…

Este es el príncipe de Rusia en acción.

Algunos destacados analistas y periodistas han calificado la acción de Putin sobre Ucrania como una crisis monumental. Los medios estadounidenses no dijeron mucho respecto a esto; no obstante, es algo que cambiará el curso de la historia mundial. ¡Esto ha llevado a este mundo a dar un paso gigantesco hacia la Tercera Guerra Mundial!

Si hubiéramos entendido su ambición y los frutos resultantes, tendríamos que haber comprendido que iba a gobernar sobre Ucrania, aquel “eje (…) de una Rusia imperial renovada”. Esto era crucial para el plan de Putin para Rusia. Tenía que ocurrir para que él corrigiera lo que consideraba “la catástrofe geopolítica más grande del siglo”.

Uno de los acontecimientos más decepcionantes de las últimas semanas ha sido la patética respuesta de Estados Unidos a la agresión rusa. ¡Esto también fue profetizado!

En Levítico 26:19, Dios advierte: “Y quebrantaré la soberbia de vuestro orgullo, y haré vuestro cielo como hierro, y vuestra tierra como bronce”. La voluntad quebrantada de Estados Unidos es sólo una de las muchas maldiciones que ahora caen sobre esta nación, y esta maldición viene con algunas consecuencias geopolíticas aterradoras.

En 2014, cuando Estados Unidos se sentó con los brazos cruzados mientras Rusia invadía Crimea y conquistaba grandes partes de Ucrania, escribí:

¡El ataque a Ucrania fue un movimiento audaz de Rusia! Y EE UU no hizo nada. ¡Washington se ha vuelto tan débil que ni siquiera con palabras fuertes apoyó las protestas ucranianas!

En 1994 Estados Unidos persuadió a los ucranianos, a deshacerse de las armas nucleares soviéticas almacenadas en su país y prometió protegerlos. ¡Pero ni siquiera les enviamos armas convencionales para luchar en contra de la invasión rusa! ¡Esta es la manera traicionera en que tratamos a nuestros aliados!

Pocos estadounidenses se dan cuenta de qué enorme desastre es éste, para Estados Unidos y su futuro. Mientras que Rusia, China, Irán y una Europa liderada por Alemania expanden sus esferas de influencia y crecen en poderío, ¡la política exterior estadounidense se ha vuelto un chiste internacional!

Sin embargo, algunos europeos reconocen que la maniobra de poder de Putin sobre Ucrania no fue un incidente aislado. Putin está haciendo todo lo que puede para evitar que Georgia, Ucrania y todos los otros antiguos países soviéticos desarrollen lazos cercanos con Europa.

¡La debilidad del presidente Barack Obama en 2014 provocó aún más agresiones por parte de Rusia!

Durante años, “Rusia” ha sido una palabra de moda en los medios de comunicación de Estados Unidos. Hubo un sinfín de informes sobre la colusión de Donald Trump con Rusia, sobre la intromisión de Rusia en nuestra política y el robo electoral. Ahora sabemos que toda la narrativa de la colusión con Rusia fue un engaño gigantesco, una completa mentira. En lo que respecta a Rusia, nuestro enfoque ha sido totalmente erróneo. ¡Hemos estado ciegos ante lo que Rusia está haciendo realmente en el mundo!

Durante años hemos permitido que Putin se salga con la suya en su comportamiento agresivo. Nuestros líderes, especialmente Barack Obama y Joe Biden, no lo desafiaron de manera significativa. ¡Los frutos de nuestra debilidad se exhiben ahora en Ucrania!

Esto también es algo que advertí que ocurriría. Aquí está lo que escribí en 2014:

Occidente en su mayoría ha estado silencioso sobre la profundidad de maldad de este hombre. Bajo su gobierno, Rusia se ha convertido en la superpotencia más peligrosa del mundo en este tiempo. El poder militar de EE UU está reduciéndose rápido, y su voluntad está completamente quebrada.

La crisis de Ucrania [Crimea] expuso sobre todo la debilidad estadounidense. ¡Demostró cómo la superpotencia estadounidense casi ha desaparecido de la escena mundial! ¿Donde está EE UU proveyendo algún liderazgo real en el mundo? Todo lo que vemos es una vergonzosa retirada.

Eso significa que uno de estos imperios feroces como tigres saltará sobre EE UU y lo devorará. Ésta es una lección de la historia. Pero lo más importante es que la Biblia profetiza que esto sucederá́.

El presidente Putin tiene el poder militar y la voluntad para usarlo. EE UU tiene el poder, pero le falta la voluntad para usarlo. Por eso nos agachamos ante este “imperio maligno”, como lo llamó una vez el presidente Ronald Reagan. Ningún líder en Rusia ha igualado la maldad diabólica de Putin desde Joseph Stalin.

La crisis en Ucrania continúa, y mientras tanto EE UU está durmiendo. ¡Pero Europa está profundamente alarmada! ¡Los cambios que esta crisis provoca en Alemania y Europa estremecerán a las naciones!

Estas declaraciones sorprendentes estuvieron basadas en la profecía bíblica. ¡La profecía está resultando acertada una y otra vez! ¿Cuándo nos detendremos y escucharemos lo que Dios profetiza? Hasta que no lo hagamos, ¡las guerras sólo continuarán!

No sabemos cómo ni cuándo terminará la actual guerra con Ucrania. Putin podría detenerse en uno o dos días, conformándose con someter a Ucrania a golpes. O podría continuar con una invasión a gran escala, apoderándose de la nación por completo.

Sin embargo, gracias a la profecía bíblica sí sabemos a dónde conducirán finalmente las acciones actuales de Rusia. La misma Biblia que profetiza con precisión a un poderoso príncipe de Rusia también profetiza que una superpotencia asiática combatirá en la última guerra mundial, primordialmente en contra de una Europa liderada por Alemania (Estados Unidos, Gran Bretaña y la nación judía ya habrán caído al mismo tiempo; vea Oseas 5:5).

La profecía bíblica nos dice que se avecina una guerra entre Rusia y China y una Europa liderada por Alemania, ¡una guerra a una escala difícil de imaginar! Cientos de millones de personas serán asesinadas. ¡Las bombas nucleares y otras armas de destrucción masiva afectarán a todas las naciones de la Tierra! Muchos piensan que esto es imposible. ¡Pero la gente pensó que el tipo de invasión y guerra que estamos viendo actualmente también era imposible!

Por último, la Biblia también profetiza que al final de todas estas guerras, el mundo va a ver el acontecimiento más grandioso del universo: ¡la Segunda Venida del Mesías, Jesucristo! Como dijo el propio Cristo, si no regresara, literalmente no quedaría ninguna persona con vida (Mateo 24:22; Moffatt). Pero antes de que la humanidad se aniquile a sí misma, ¡Él regresará y le pondrá un alto a toda esta locura!

Vladimir Putin es una señal, ¡literalmente una señal, de que Jesucristo está a punto de regresar! Este es uno de los mensajes más inspiradores de la Biblia. ¡Lo que estamos viendo en Rusia al final conduce a la transición del hombre gobernando al hombre a Dios gobernando al hombre! ¡Y ya casi está aquí! Sólo faltan unos pocos años.

Tenemos que observar de cerca a Vladimir Putin. ¡Creo que es casi certero que él es el “príncipe de Rosh” sobre el que Dios inspiró a Ezequiel a escribir hace 2.500 años! Tenemos que observar lo que ocurre en Rusia y cómo responde Europa a ello. Daniel 11:44 habla de “noticias del oriente” que perturban a Europa. Las tácticas de Putin en Georgia, Ucrania, Oriente Medio y otros lugares ya son profundamente preocupantes para Europa y el mundo.

La nación más importante que hay que vigilar ahora es Alemania. ¿Cómo responderá a la guerra de Putin contra Ucrania? ¡Esta guerra de Ucrania va a acelerar el surgimiento del profetizado Sacro Imperio Romano dirigido por Alemania!

Tenemos que darnos cuenta de que todo esto son buenas noticias porque Jesucristo va a regresar a la Tierra al final de la próxima guerra mundial. ¡Los poderes que lucharán en esa guerra van a ser destruidos por el propio Jesucristo!

Para saber más sobre lo que la profecía bíblica nos dice sobre Rusia y Vladimir Putin, lea mi folleto gratuito El ‘príncipe de Rusia’ profetizado.


EL ‘PRÍNCIPE DE RUSIA’ PROFETIZADO

Vladímir Putin está jugando un papel clave en la profecía bíblica. Todo líder mundial necesita entender cuán crítico va a ser ese papel. Estamos entrando en la peor crisis jamás en la historia del hombre. Esta profecía es ambos lamentable y sumamente inspiradora a la vez.