Reciba nuestro Boletín de avisos gratuitamente una vez por semana.

Kod es 16 21 small

La Trompeta

La fe muerta (transcripción)

Saludos a todos. Este mundo entero está estremeciéndose en convulsiones ahora mismo. Con un quebrantamiento en casi todo lo importante cuando uno mira alrededor. La crisis económica mundial, hay todo tipo de confusión religiosa y guerras. Y Jesucristo, cuando Él estuvo en la Tierra, preguntó, pues, ¿cuándo el hijo del hombre venga, encontrará fe? Pero, ¿encontraría Él fe en la Tierra? Esto está en Lucas 18:8. Y Él SABÍA, habiendo preguntado eso, yo pienso, qué pudo haber sido el problema más serio en la Tierra, y Él mencionó este tema para este tiempo del fin. Y Él quería saber si, hizo la pregunta, que si iba a haber fe. Y pues, quería también mostrar que iba a haber una AUSENCIA casi total de fe. Pero la gente no sabe eso. Ellos no creen a Jesucristo. ¡Esa es una VERDADERA crisis! Y por eso tenemos TODOS estos problemas; y simplemente no lo sabemos todavía. El mundo entero está engañado. Dios dice en Apocalipsis 12:9, y eso definitivamente pondría la fe ahí en la primera de la lista (primer lugar) cuando hay tanto engaño, tanta mentira. Incluso el pueblo de Dios, la mayoría de ellos están engañados, más del 90% de ellos. Y dice en Jeremías 17:9 que el corazón es engañoso más que TODAS las cosas. Y desesperadamente malvado o perverso. Tenemos que examinar nuestro propio corazón, ¿no es así? Para ver si estamos engañándonos como tenemos la tendencia de hacer.

Entonces, vamos a ver nuestra fe. La Biblia habla acerca de una fe muerta, y esto es lo que Cristo estaba viendo cuando Él miró hasta nuestro tiempo hoy día. Él dice: “Cuándo yo regrese, ¿encontrará el hijo de hombre fe?” Bueno, la sugerencia es que no, no encontraría mucho.

Una de las plagas espirituales más grandes que uno posiblemente pudiera tener es una fe muerta y PENSAR que usted tiene una fe VIVIENTE, o una fe FUERTE. Pero Dios dice que la mayoría de las personas que PIENSAN que tienen fe, realmente solamente tienen una fe MUERTA. Y eso no nos ayuda para nada. Yo les mostraré un ejemplo de la fe muerta y es un tipo de actitud que usted encontrará en toda la sociedad y en el mundo.

Fíjense en Ezequiel 33:7: “A ti, pues, hijo de hombre, te he puesto por atalaya a la casa de Israel, y oirás la palabra de mi boca, y los amonestarás de mi parte”. Como ven, este es un problema, y Dios dice a Su pueblo, a sus muy elegidos, que deben de ADVERTIRLES de lo que viene y de lo que está pasando en este mundo y por qué. Y tiene todo que ver con una fe muerta.

Fíjense en el versículo 30: “Y tú, hijo de hombre, los hijos de tu pueblo [todavía están hablando] de ti”, debería decir así, “junto a las paredes y a las puertas de las casas, y habla el uno con el otro, cada uno con su hermano, diciendo: Venid ahora, y oíd qué palabra viene de [el Eterno]”.

Versículo 31: “Y vendrán a ti como viene el pueblo, y estarán delante de ti como pueblo mío”, como mi pueblo, “y oirán tus palabras, y no las pondrán por obra”; no las harán. Pues, ¿qué es lo que esto significa? Pues significa que tienen una fe muerta. Y continua diciendo aquí Ezequiel: “antes hacen halagos con sus bocas, y el corazón de ellos anda en pos de su avaricia”. Ellos HABLAN como que realmente aman a Dios y que tienen mucha fe, pero luego dice que van allá y salen y hacen lujuria, pecan, codician y muestran que NO tienen fe, su fe está muerta.

Versículo 32: “Y he aquí que tú eres a ellos como cantor de amores, hermoso de voz y que canta bien; y oirán tus palabras, pero no las pondrán por obra. 33Pero cuando ello viniere (y viene ya)”, viene rápido, “sabrán que hubo profeta entre ellos”. Entonces van a saber que hubo un mensaje de Dios, y que ellos simplemente no obedecieron, no hicieron CASO de lo que Dios dice, y debido por esa actitud, ¡su fe estaba muerta! Uno no puede ir y hacer su propia cosa y tener fe en Dios. Simplemente no funciona de esa forma. Pero esto es lo que esta gente estaba haciendo y ellos se engañan a sí mismos. Y ellos estaban pensando que todo estaba BIEN y tenían unas palabras muy bonitas pero salieron y pecaron en contra de Dios. Y este, uno de los Diez Mandamientos estaban codiciando.

Entonces Santiago habla acerca de fe muerta bastante, y si usted ve al historiador Josefo, el habló acerca de Santiago, y les voy a leer aquí un poco una cita que él dijo: “El sumo sacerdote, Ananías, aprovechó la falta de supervisión por parte de los romanos para juntar el Consejo de jueces, y traer delante de éste, junto con otros, a un hombre llamado Santiago, el hermano de Jesús, quien fue llamado el Cristo”. Éste es el propio hermano de Cristo y aquí ellos lo mataron. Hicieron mucho engaño. Engañaron a los romanos que estaban en aquel tiempo, a cargo sobre de ellos y los gobernaban pero ellos se las ingeniaron para asegurar que pudieran matar a Santiago así como ellos mataron a su hermano Cristo.

Entonces en este momento, en ese tiempo, ustedes ven cómo en Gálatas 1:6 que el pueblo de Dios estaba apostatando, esto es lo que Santiago estaba tratando de ayudarles a que vieran. Entonces Santiago predicó este mero mensaje de este libro de dónde les estoy hablando, y ellos lo mataron por eso. Lo mataron. Bueno nosotros tenemos un folleto que le mandaremos acerca de Santiago, del libro de Santiago en el Nuevo Testamento, y es un folleto PODEROSO porque esto trae a flote todo esto y nos muestra acerca lo que significa la fe muerta. Por qué tenemos fe muerta. ¿Cuál es la causa de esto?

Si ustedes leen en Santiago 5:3 (voy a parafrasearlo), pero dice que esto es para los últimos días, DEBERÍA leer así, pero debe ser traducido: “[en] los días postreros”. Este es un mensaje profético. Lo que fue cumplido durante el TIEMPO de Santiago fue solamente un TIPO. Esta es profecía para este tiempo del fin: “en los días postreros”.

Fíjense lo que dice Santiago 1:1: “Santiago, siervo de Dios y del Señor Jesucristo, a las doce tribus que están en la dispersión: Salud”. Pues bien, él es un sirviente de Cristo. Y esa palabra significa esclavo. Esta es la palabra, viene del griego, es doulos, que significa literalmente “esclavitud a la autoridad de otro”. Entonces, si usted es un esclavo de Jesucristo como de esa FORMA, déjeme decirle que usted va a tener una fe FUERTE, VIVIENTE y PODEROSA. Esto es lo que Santiago está tratando de conseguir que esta gente viera.

Santiago 1:1 del comentario de Lange, la declaración de esa dice que es “indicativo de una reconstrucción de la iglesia”. Era la iglesia propia de Dios, ellos podían ver eso, y estaba, pues, apostatando de Dios, y Santiago estaba tratando de ayudar de cualquier forma posible. Pero, pues, no volvió a muchos de ellos a Dios porque ellos estaban, pues, rebelándose. Y después habla acerca de las 12 tribus esparcidas por todos lados y uno tiene que verlo ESPIRITUALMENTE hoy día. Y uno puede comprobar esto fácilmente ahí en nuestro folleto. Pero estas 12 tribus, realmente eran el pueblo de Dios, el pueblo de Israel, y están esparcidos por todos lados porque ellos no tienen la FE para seguir a Jesucristo. No tienen la fe para hacer eso.

Versículo 2 continúa diciendo: “Hermanos míos”, esta es la Familia de Dios.

Y ustedes pueden ver al versículo 16 que habla acerca de “Amados hermanos míos”.

Y el versículo 19: “mis amados hermanos”, nuevamente. Estaba tratando de decirles a su propia familia, el pueblo de Dios, lo que estaba sucediendo, y ellos estaban llegando cerca del año 70 d.C. y esa terrible crisis. Y aquí Santiago estaba tratando de protegerlos de todo eso, o asegurarse que ellos tenían la protección de Dios. Pero solamente un pequeño grupo LA OBTUVO cuando vino ese holocausto en el año 70 d.C.

Fíjense los versículos 2 y 3: Hermanos míos, tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas, 3 sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia”. Aquí está esto, pues, haciéndolo muy personal. Está diciéndoles, ustedes saben tal y tal cosa, y está hablando de su fe. Dios quiere que usted vea a su fe, cada uno de ustedes, yo también, todos nosotros, cada uno de nosotros miremos a nuestra fe, examinemos nuestra fe, y veamos qué tan fuerte es. Veamos si está muerta o muriéndose o está viva. Y usted puede determinar y saber eso. La palabra “paciencia” ahí debería decir, pues, “firme” o “constante”. En otras palabras quiere decir “mantenerse firme”. Pues sí, Dios sí nos prueba nuestra fe. Pero Él dice que tenemos que tener poder para mantenernos firmes. Él nos va a dar poder para mantenernos en curso, así como lo hizo al Hijo de Dios, el Padre le dio a su Hijo cuando Él estaba sobre la Tierra, es decir, aquí, Jesucristo.

Versículos 6 y 7: “Pero pida con fe, no dudando nada; porque el que duda es semejante a la onda del mar, que es arrastrada por el viento y echada de una parte a otra. 7 No piense, pues, quien tal haga, que recibirá cosa alguna del Señor”. Quiero decir, no hay titubeo aquí. Miren, si nosotros tenemos fe fuerte, no titubeamos. Pero si tenemos una fe muerta, pues, ni siquiera vamos a hacer mucho ni estar firmes. Pero ustedes verán que Santiago habla acerca de eso mucho, aquí adelante.

Santiago 1:12: “Bienaventurado el varón que soporta la tentación; porque cuando haya resistido la prueba, recibirá LA corona de vida”, cuando él es PROBADO, cuando él es MEDIDO, él es PROBADO, y va a recibir LA corona de vida. ¿Saben ustedes la forma como lo ve Dios? Lo que nosotros tenemos ahora es una existencia química nada más. Ni siquiera estamos viviendo. Es una existencia temporal química para poder llevarnos hasta LA corona de vida, de vida ETERNA; esto es lo que Dios quiera para TODOS nosotros, pero Él tiene que probar nuestra fe o de otra forma, pues, nosotros lo abandonaremos, nos apartaremos de Dios, y pues, no tendremos esa fe fuerte.

La versión Revisada Estándar en el versículo 21 habla acerca de la “palabra implantada”. Dios simplemente quiere IMPLANTAR esto en nuestras mentes y dejar que tome RAÍZ, que CREZCA, y que construya una fe fuerte, donde sea una fe VIVIENTE que nosotros confiemos en Dios para que haga EXACTAMENTE lo que Él promete. ¡Nosotros CREEMOS a Dios! Jesucristo dice: “Viva de toda palabra de Dios”. Toda palabra que procede de Su boca. Ese sería en el Antiguo Testamento, el Nuevo Testamento, y de seguro la Biblia ES Jesucristo en imprenta. Y Él dijo “¡ahora, pues, viva de toda PALABRA de la Biblia!” ¿Cuánta gente hace eso? Pues, yo me imagino que eso abochornaría a muchos.

Pero él continúa diciendo que, aquí en Santiago 1:22-23, que tienen que ser HACEDORES de la palabra. Sí, HACEDORES de la palabra si es que va a tener una fe fuerte. Usted tiene que SABER que es esa palabra, y después HACERLA, en otras palabras, mostrar sus obras HACIÉNDOLO no simplemente creyéndolo o creyendo en la existencia de Dios, sino a ser HACEDOR de la palabra, y de la Obra. Ayudar a sacar este mensaje al mundo, etc. Esto es lo que dice a sus muy elegidos.

Pues bien, pueden ustedes ver, sigan adelante leyendo más de esto, donde él habla de simplemente escuchar la palabra. Pero déjenme leerles esto a ustedes, versículos 23 y 24: “Porque si alguno es oidor de la palabra pero no hacedor de ella, éste es semejante al hombre que considera en un espejo su rostro natural. 24 Porque él se considera a sí mismo, y se va, y luego olvida cómo era”. En otras palabras, si ustedes ven en la palabra de Dios, es como ver en un espejo, y cuando uno ve en ese espejo, y ve suciedad en el rostro, pues, la limpia. O si usted ve en este espejo, el espejo espiritual, y ve pecados, se deshace de ellos, no simplemente ESCUCHA y NO hace. Pero dice que el problema es que la mayoría de las personas ESCUCHAN, mucha gente ESCUCHA pero no están HACIENDO de esa palabra, y AHÍ está el VERDADERO problema.

Fíjense, yo quiero entrar más específicamente en esto. Santiago 2:1. Vamos a ver esto. Santiago 2:1: “Hermanos míos” (como ven esta es su familia), “que vuestra fe en nuestro glorioso Señor Jesucristo sea sin acepción de personas”. Como ven, nosotros, o sea la versión King James dice que no podemos hacer acepción de personas. Si nosotros somos racistas o tenemos cierta división de clases, porque, pues, Cristo dice que usted no está caminando por fe. Esto no es lo que Dios dice que hagamos. ¡Dios dice que es lo OPUESTO de eso! Tiene que ser HACEDOR de lo que Dios dice, no tener parcialidad ni hacer acepción. No tener así respeto de una persona, de otra sí, de otras no. Ese es el amor de Dios.

Jesucristo (dice en Juan 3:16), dio Su vida, puso Su vida por el mundo, ¡por todos! ¡Por TODA la humanidad! ¡Él murió por TODOS! ¿Qué les parece ESO para lo opuesto a racismo u odio por la gente? Quiero decir, eso es simplemente un MILAGRO ASOMBROSO y difícil de creer lo que Dios hizo.

Y Santiago sigue: “Hermanos míos amados, oíd: ¿No ha elegido Dios a los pobres de este mundo, para que sean ricos en fe y herederos del reino que ha prometido a los que le aman?” La gente más noble de la Biblia dice en el libro de Hechos, me parece que es el capítulo 17, Estos son más nobles porque ellos realmente estaban buscando en la Biblia y comprobando todo. Y ellos eran ricos en fe. Ricos en la fe y eso es lo que todos queremos ser, estoy seguro de eso.

En los versículos 14 al 17 dice: “Hermanos míos, ¿de qué aprovechará si alguno dice que tiene fe, y no tiene obras? ¿Podrá la fe salvarle? 15 Y si un hermano o una hermana están desnudos, y tienen necesidad del mantenimiento de cada día, 16 y alguno de vosotros les dice: Id en paz, calentaos y saciaos”, y probablemente dice, voy a orar por ti, pero no le dio nada, no le ayudó para nada, “pero no les dais las cosas que son necesarias para el cuerpo, ¿de qué aprovecha? 17 Así también la fe, si no tiene obras, es muerta en sí misma”. La fe por sí sola es muerta. Fe sin obras está muerta.

Si usted quiere una fe VIVIENTE, pues tiene que tener las obras, y si usted ve la persona que está desnuda o hambrienta y solamente le dice, bueno, vaya pues, que les vaya bien, oraré por ustedes, y no les da nada, Dios dice que su fe es muerta. Él está hablando a todos nosotros muy claramente (tajantemente) a través de Santiago. Y Santiago, desde luego, pasó mucho tiempo con su hermano, y él tiene mucha profundidad aquí de veras.

El versículo 18 dice: “Pero alguno dirá: Tú tienes fe, y yo tengo obras. Muéstrame tu fe sin tus obras, y yo te mostraré mi fe POR mis obras”. Pues bien, Santiago, literalmente dio su vida, simplemente para entregar este mensaje, y por esto lo mataron. Lo mataron. Pero él dio su vida porque él era rico en fe. Y él sabía lo que Dios dijo que teníamos que hacer, o lo que debemos qué hacer si es que vamos a ser un esclavo de Dios, del Dios de amor. Esa es una buena esclavitud.

Versículo 19: “Tú crees que Dios es uno; bien haces. También los demonios creen, y tiemblan”. Como ven, ¿usted cree en Dios? Pues, Santiago dice que el DIABLO cree en Dios también. Incluso tiembla, pero su fe es definitivamente muerta porque no hay obras. Él está rebelándose en contra de Dios, en toda fase de su actividad.

“¿20Mas quieres saber, hombre vano, que la fe sin obras es muerta? 21 ¿No fue justificado por las obras Abraham nuestro padre, cuando ofreció a su hijo Isaac sobre el altar?” Abraham había esperado 25 años. Él era un hombre anciano cuando tuvo este hijo, Isaac, y Dios le dijo: quiero que ahora lo lleves y lo ofrezcas como sacrificio. Y luego dice en la Biblia que Abraham fue, lo puso en el altar, y en la MENTE de Abraham, Isaac ya estaba muerto. En su MENTE, él estaba muerto de acuerdo al pensar de Abraham, y en ese momento Dios lo detuvo. Dijo: No, no quiero que hagas esto Abraham. Ahora Yo SÉ que tú me vas a obedecer y sacrificarás tu vida por Mí, y me vas a obedecer en fe. Entonces, pues, repito, cuando uno piensa acerca de una fe de ese tipo, pues, simplemente maravilla la imaginación.

Y Dios dice que debido a eso, Romanos 4:11, pueden ver eso, que Abraham es el padre de los fieles. Quiero decir, eso lo dice ahí en el versículo 12 de Romanos 12, dice (lo voy a parafrasear): Caminemos en los pasos de ESA fe. Dice Dios, sacrifiquen algo y simplemente háganlo. Desde luego, tiene que ser comprobado de la Biblia, no quiere uno hacer una cosa estúpida ni cosas así que Dios dice que NO hagamos. Uno quiere asegurarse que sabemos la voluntad de Dios, y si usted sabe la Biblia, si está implantada en su mente, usted conocerá la voluntad de Dios, y si usted da un paso en fe y obedece eso, así, eso es ser rico en fe. ¡Qué maravilloso modo de vivir!

Y esto continúa en el versículo 13 de Romanos 4 diciendo que él va a ser el heredero del mundo, simplemente diciendo, yo creo, que él va estar justo bajo Cristo. Él va ser recompensado por toda la eternidad debido a esa fe, debido a su fe, fe viviente.

Versículos 24 y 25 [de Santiago 2]: “Vosotros veis, pues, que el hombre es justificado por las obras, y no solamente por la fe. 25 Asimismo también Rahab la ramera, ¿no fue justificada por obras, cuando recibió a los mensajeros y los envió por otro camino?” Ella era una ramera. Ella se había arrepentido de eso. Se arrepintió y después ayudó al pueblo de Dios, y estaba apoyando a Dios, y entonces fue rica en fe, y ella no tenía una fe muerta.

Versículo 26: “Porque como el cuerpo sin espíritu está muerto, así también la fe sin obras está muerta.” Como ven, nosotros tenemos que ACTUAR sobre esa fe, tenemos que ser HACEDORES de la Obra, o si no, tenemos una fe muerta.

Puede leer un poco más aquí acerca de la fe. Fíjense lo que dice acerca de las enfermedades: “¿Está alguno enfermo entre vosotros? Llame a los ancianos de la iglesia, y oren por él, ungiéndole con aceite en el nombre del Señor. 15 Y la oración de fe” (la oración de fe), “salvará al enfermo, y el Señor lo levantará; y si hubiere cometido pecados, le serán perdonados”. Como ven, se arrepintió de sus pecados. Esta persona se arrepiente de sus pecados y después Dios sana. Dios no lo sana si él permanece pecando, pero Dios lo sana después que se ha arrepentido, sean pecados físicos o espirituales. Santiago dijo que Dios le va a levantar en el último día porque la sanidad es un tipo de la resurrección de los muertos. Se necesita fe para saber que uno va ser resucitado de los muertos, pero así es como la mayoría de la gente va a encontrar la verdad de Dios, y llegar a conocer a Dios, Su verdad.

Salmos 103:3 habla de Dios, quien perdona todas sus iniquidades y sana todas sus enfermedades o dolencias. ¿Es verdad eso? ¿Lo hace realmente? Claro que sí. Él no nos dice CÓMO lo va hacer o CUÁNDO, pero Él sana TODAS nuestras enfermedades y dolencias, y algunos de estos van a ser en la resurrección desde luego, porque ellos, pues, realmente, quizás no tienen mucha fe como necesitan en algunos casos. Pero en otros casos, pues, uno tiene que tener fe, y dejar que Dios nos pruebe y nos mida, y todavía creer firmemente lo que dice, aunque tenga que esperar hasta la resurrección para ser sanado. Pero déjenme decirles, Él estaba por todos lados sanando la gente cuando estaba en la Tierra. Él quiere sanarnos ahora, y alguna gente dirá, pues, yo sé que Él lo haría si fuera Su voluntad, pero usted no va encontrar eso en la Biblia en ningún lado. No encuentra esa expresión en ningún lado en la Biblia. Dios sana.

Pablo continúa en otro lugar [Hechos 13:41] a decir: “Mirad, oh menospreciadores, y asombraos, y desapareced; Porque yo hago una obra en vuestros días, Obra que no creeréis, si alguien os la contare”. Él de hecho está citando Habacuc 1:5, y dice, ¡el problema es que no tienen fe porque desprecian algunas de las palabras de Dios! Desprecian eso, y Dios no va a sanarlos. Él quiere que usted esté estudiando como los de Berea y que sea rico en fe (y sea más noble que aquéllos que NO estudian) y después PONEN POR OBRA lo que aprenden. Así es cómo nosotros construimos una fe fuerte, maravillosa, viviente, y que nos va traer una MULTITUD de bendiciones maravillosas.

Hasta la próxima vez. Soy Gerald Flurry, adiós amigos.