Reciba nuestro Boletín de avisos gratuitamente una vez por semana.

Kod es 16 15

La Trompeta

El mensaje de esperanza de Pedro (Transcripción)

La llave de David con Gerald Flurry (transcripción)
Saludos a todos.

La gente está desesperada tratando de encontrar ESPERANZA en este mundo malvado, y ellos buscan eso a menudo, y muy a menudo buscan en otros HOMBRES. Estamos viendo muchos candidatos políticos aquí en Estados Unidos y la gente está buscando por alguien en quien pueden depositar su ESPERANZA o donde pueden encontrar ESPERANZA. Siempre parece estamos buscando por esperanza.

No obstante, si ustedes ven a esta civilización que está enfrentando la aniquilación humana de acuerdo a todos los expertos, entonces nuestro problema número uno es el de la sobrevivencia humana, y todo es porque nosotros confiamos en los hombres. Esta es la RAZÓN por la que estamos en estas dificultades, si lo ven a largo plazo. Pudiera haber un diferente efecto en un arreglo TEMPORAL pero a la larga, se ve mal.

El apóstol Pedro fue martirizado alrededor del año 67 a 68 d. C. y eso fue uno o dos años antes del holocausto del año 70, que fue una de las crisis más enormes en todo el mundo y un TIPO de lo que viene sobre nosotros en este tiempo del fin. Muchos del propio pueblo de Dios estaban apostatando ENTONCES y Pedro estaba tratando de hacer todo lo que podía en ese tiempo TURBULENTO para también ayudarle a la gente de Dios y darles esperanza, pero la mayoría de ellos estaban apostatando.

Si ustedes ven a las Epístolas de Pedro, encontrarán lo que yo creo es el libro de mayor ESPERANZA en toda la Biblia. De cualquier forma, Pedro no pudo traer muchas de las personas de Dios que despertaran. Él fue martirizado; Pablo había sido martirizado como dos años antes, y otros apóstoles habían sido martirizados. Era un tiempo terrible para la Iglesia en esa era. Y lo que él escribió, como dije, fue simplemente un TIPO de lo que viene sobre nosotros en este tiempo del fin.

Era PROFECÍA para este tiempo del fin; el mismo escenario está sucediendo otra vez. Nuestro mundo turbado es, pues, obvio a todos, y el verdadero pueblo de Dios apostató de Él y lo HAN hecho igual como lo hizo el pueblo de Dios antes del año 70. Entonces, ¿qué es lo que debemos hacer? Dios dice que hay un pequeño remanente que va a enseñar y predicar la esperanza de Pedro y lo que él enseñó en sus Epístolas y es la esperanza más entusiasmante, la más inspiradora esperanza que usted leerá jamás en su vida. ¡Es VIBRANTE, y está viva! Es una ESPERANZA VIVA, ¿y no es esto lo que necesitamos más que nada hoy día? Bueno, yo definitivamente pienso que sí lo es. Quiero mencionar que, yo creo que en este folleto que les vamos a ofrecer al final de este programa, que hay una LECCIÓN importante para que aprendamos,

una lección REALMENTE importante porque, si usted ve a Dios y se confía en Él, no hay desesperanza en Él nunca. No obstante, ¿qué tan esperanzados estamos hoy? ¿Dónde encuentra usted esperanza en este mundo hoy día?

Estamos enfrentando la peor crisis que el hombre jamás haya enfrentado. Quiero decir que está realmente viéndose muy OSCURO para la humanidad; sin embargo, yo puedo mostrarles un retrato completamente diferente. Quiero decir que es un maestro retrato de esperanza como jamás lo han visto o entendido antes, quizá, y yo pienso que es algo que nosotros debemos meditar profundamente.

Pedro escribió dos Epístolas y él simplemente se enfocó PRINCIPALMENTE en la esperanza porque había una terrible NECESIDAD en aquel tiempo. La gente estaba, pues, careciendo de esperanza en muchas áreas, especialmente, alrededor de Jerusalén. Al mismo tiempo, la Iglesia estaba dividiéndose y la mayoría de la gente estaba apostatando de Dios. Y esto desde luego era la mayor crisis de TODAS porque ellos se estaban a punto de perder su salvación en algunos casos, en muchos casos. Pero en TODO esto Pedro dijo: “Vean, hay una ESPERANZA VIVIENTE que todos debemos de tener TODO el tiempo”.

¿Y cómo podemos tener esa esperanza viviente? ¿Cómo podemos usted y yo tenerla? Leemos acerca de cosas horribles en el mundo. En años recientes hemos oído que hay como 11 millones de niños huérfanos en África debido al SIDA. ¡11 millones! Y si ustedes ven a eso, es un problema grandísimo. No queremos ni siquiera PENSAR en ello, pero son 11 millones de niños que al menos ERAN niños de cualquier forma en aquel tiempo por el SIDA. ¿Qué hace uno con un problema así? ¿Cómo lo resuelve? ¿Dónde hay esperanza en eso?

¿Dónde encuentra usted esperanza en una situación terrible como esa?

Bueno, hay una solución y necesitamos entenderla.

Quiero leerles algo que escribimos en el folleto de Las Epístolas de Pedro: “Fíjense lo que el Comentario Lange le dice acerca de la primera Epístola de Pedro: ‘Ninguna porción del Antiguo Testamento está tan entrelazada con citas y referencias al Antiguo Testamento. Contiene en 105 versículos 23 citas, mientras que la Epístola a los Efesios tiene solamente 7 y la de los Gálatas solamente 13”.

Pues, yo pienso que esto es realmente importante porque, pues, mientras más entiende usted el Antiguo Testamento y el Nuevo Testamento más está usted lleno de esperanza. Esto no es verdadero de ningún otro libro o cualquiera otra biblia, si quieren llamarla. Es solamente en el Antiguo y en el Nuevo Testamento de la Biblia. Usted ENCONTRARÁ esa esperanza AHÍ. Pedro sabía todo acerca del Antiguo Testamento. Él conocía la Biblia como quizás ninguno de los apóstoles la conocía, y él escribió acerca de esperanza. Él realmente entendía la Biblia, él realmente la estudiaba y él dio ESPERANZA como Dios la ve y tenía la misma ESPERANZA que Dios tiene.

Entonces, si usted ve a sus escritos, usted ve donde él dice en Romanos 10 y versículo 17 que: “…la fe es por el oír de la palabra de Dios”. Y también la esperanza viene por el oír de la palabra de Dios y ESTUDIANDO la palabra de Dios. ¡Nosotros NECESITAMOS esperanza! ¡Pero necesitamos una esperanza PERMANENTE! Una esperanza ETERNA, no solamente temporal o una esperanza muerta, sino una ESPERANZA VIVA que VIVE en nosotros y nos da la esperanza y nos hace esperanzados acerca de lo que viene en el futuro. Y, quiero decirles, es esa GRANDE ESPERANZA que está, pues, llegando EXTREMADAMENTE cerca de nosotros. ¡Gracias a Dios por eso!

En Primera de Pedro 3:15 dice: “[sino] santificad a Dios el señor en vuestros corazones, y estad siempre preparados para presentar defensa [o dar una respuesta] con mansedumbre y reverencia ante todo el que [os] demande razón de la esperanza que hay en vosotros”.

¿Está usted listo para responder a todo quien le pregunte acerca de la esperanza que está EN USTED? Esto es lo que Pedro estaba hablando. Y él dice: “Vean, ¡yo tengo una respuesta! Si hay alguien que tiene una pregunta de la esperanza que hay en mí, yo tengo respuesta”. ¡Y Pedro tenía respuesta! Y pueden ENCONTRARLA en esas dos Epístolas, y todo lo tenemos en un folleto que imprimimos y se lo enviaremos gratis. Toda nuestra literatura es gratuita.

Pero, yo quiero también que ustedes piensen acerca de que si usted quiere REALMENTE construir esperanza —usted tiene que CONSTRUIRLA, trabajar, estudiar, tiene que poner el esfuerzo para poder tener esperanza— y tenemos un curso bíblico de correspondencia de 36 lecciones y si lo lee y lo estudia le daremos unas cuantas lecciones a la vez, ¡y yo le GARANTIZO que eso le construirá esperanza en su vida! Pero reitero, repito, necesita invertirle tiempo, pero es un estudio lleno de esperanza, inspirador. Créanme, esto es como sucede en la Biblia y en ningún otro libro. Así es como es la cosa.

Dios nos manda por ejemplo descansar en el día sábado, ¿pero sabía usted que Él también le dice que debe de TRABAJAR en el día sábado? En otras palabras, usen algo de ese tiempo para TRABAJAR ESPIRITUALMENTE, y ver el sábado, y ver el FUTURO, ver el plan maestro de Dios como Él lo ve, y esto Lo REFRESCÓ, lo dice en Éxodo 31.

Y debería refrescarnos a nosotros también, llenarnos de esperanza, porque nosotros vemos esta visión que Dios tiene para el hombre, y donde todo esto está llevando, y por qué estamos teniendo todo este sufrimiento hoy día. ¡Porque nosotros lo ESCOGEMOS! Nosotros escogimos muerte y no vida como Dios dice que DEBERÍAMOS escoger. ¡Escoja la vida! ¡Escoja una esperanza viviente! Pero el mundo ha hecho exactamente lo opuesto de eso. Dios quiere que estemos llenos de esperanza.

Vean Primera de Pedro 1:3: “Bendito el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, que según su grande misericordia nos hizo renacer para una esperanza viva...”

La Versión Revisada Estándar dice: “Una esperanza viviente por la resurrección de Jesucristo de los muertos”.

Pues, si usted ve a los comentarios, ellos pierden el punto, no lo entienden. No ven el punto y no entienden dónde está la esperanza. ¡La esperanza está en el ENGENDRAMIENTO! El padre tiene que engendrar a los hijos, o los hijos y las hijas. Es un engendramiento en la familia de Dios en embrión y, de hecho pues, nacen después en la familia de Dios cuando Jesucristo regresa. Esto al menos los primeros frutos nacen entonces. Otros vendrán después y otros por medio de una resurrección de los muertos. Entonces hay todo tipo de esperanza en el plan maestro de Dios.

Pero, vea, si los comentarios no entienden esto, ¿sería posible que USTED no lo entiende o quizás no lo entiende tan bien como debiera? ¿Y es por eso que usted no tiene la esperanza en su vida que NECESITA para vivir y realmente producir? Usted NECESITA eso de otra forma usted se desespera y se desanima.

Juan 6:44 dice: “Ninguno puede venir a mí, si el Padre que me envió no le trajere”, o no lo engendra. Dios tiene que hacerlo pero Él tiene que hacerlo a la gente que está DISPUESTA a ser engendrado y DISPUESTOS a ser dirigidos por Dios y enseñados por Dios y ser como niños maleables para que Dios los pueda ENSEÑAR, y después empiezan a estar llenos con esa esperanza.

También tenemos otro folleto grande La visión de la Familia Dios, lo cual explica TODO esto a ustedes, y déjenme decirle, esta es una visión FABULOSA, una que TODOS necesitamos en nuestras vidas y esto significa TODO en cuanto o concierne su futuro.

Necesitamos una ESPERANZA VIVIENTE y un folleto como éste está SATURADO con esperanza y nosotros NECESITAMOS eso, necesitamos CONSTRUIRLA en nuestras VIDAS para que podamos funcionar con verdadera inspiración y gozo y felicidad. ¡NECESITAMOS eso! El pueblo de Dios están siendo llamados hoy día, un pequeño remanente siendo llamado, y si están dispuestos pues, ¡ayudarán a regenerar al MUNDO entero!

Esa gente o esas personas que se les da esa oportunidad tienen una oportunidad que es, pues, la oportunidad más espléndida y maravillosa que jamás tendrá en su vida, ¡o que jamás HABRÁ por toda la eternidad! Les voy a mostrar un poquito más de esto en un momento.

Pero, vea en versículo 4 de Primera de Pedro 1: “Para una herencia incorruptible, incontaminada e inmarcesible, reservada en los cielos para vosotros”.

Nuestra esperanza es en esta evidencia. Colosenses 1:5 dice “[L]a esperanza que os está guardada en los cielos…” Entonces en el versículo 5 dice: “[Q]ue sois guardados [mantenidos] por el poder de Dios mediante de la fe…”

“Mantenido” sería muy bien dicho “guardados” que es una expresión militar. Nosotros ESTAMOS en una guerra espiritual. Tenemos que PELEAR Lucifer el ángel caído y los ángeles pecadores que le siguieron. Tenemos que PELEAR. Hay una GUERRA que está sucediendo ahora. ¡Satanás quiere destruir nuestra ESPERANZA! Él no tiene esperanza y él quiere destruir su esperanza, la suya.

Vamos adelante aquí en el versículo 5 en la última parte que dice: “…para alcanzar la salvación que está preparada para ser manifestada en el tiempo postrero”.

Pedro estaba hablando del tiempo postrero.

Quiero leer esto a ustedes y pienso que es un entendimiento maravilloso aquí: El Comentario Crítico Internacional también da una definición para el “tiempo postrero”. Esto es en versículo 5 y lo define como una “temporada de extremidad o de un peligro directo”. Esta expresión “tiempo postrero” de hecho tiene un doble significado: “Primero”, por favor cuiden de prestar atención, “primero, se refiere a un peligro extremo y más mortífero que el hombre ha enfrentado antes de que Cristo regrese. Es el peor tiempo de sufrimiento de la tierra” (Mateo 24:21 y 22; y Daniel 12:1).

En el segundo lugar, la Biblia hebrea-griega añade OTRO significado a esta expresión “tiempo postrero”. La palabra “tiempo” aquí viene de la palabra griega “karos” y esa es la palabra número 2540 en la Concordancia de Strong que dice: “una temporada pero no solamente una sucesión de momentos, la cual es cronos, que es la palabra 5550”. Pero, fíjense: “Kairos implica o sugiere eso que el tiempo da una oportunidad para HACER o un tiempo oportuno”. Ese es lo que estas palabras significan. Esta última hora, esta última porción de tiempo es la oportunidad más importante que CUALQUIER gente haya tenido, porque ellos van a poder introducir a Jesucristo y presentarLo a este mundo destructivo y pecador que está a punto de destruir TODA vida humana si Jesucristo no regresara.

Esto es lo que Mateo 24 versículo 21 y 22 dice y muchas otras Escrituras. NUNCA hubo una mejor oportunidad para una cualquiera persona AHORA, especialmente antes de la Segunda Venida de Jesucristo, ¡donde él puede recibir una recompensa que jamás recibirá en TODA LA ETERNIDAD! Esta es la OPORTUNIDAD de la que está hablando en “este tiempo, pues, postrero”. Y en este último tiempo gente está recibiendo la oportunidad de oportunidades. Y debemos de aprovecharlas y es que la recibimos y se nos ofrece.

En el versículo 13: “Por tanto, ceñid los lomos de vuestro entendimiento, sed sobrios, y esperad por completo…” Asegúrese de que está bien FUNDADO y FUERTE esa esperanza: “…esperad por completo en la gracia que se os traerá cuando Jesucristo sea manifestado”. En Primera de Pedro 2:1: “Desechando, pues, toda malicia, todo engaño, hipocresía, envidias y todas las detracciones”. Ese es un cambio tremendo, ENORME. Dios está diciendo, en esencia: “Bueno, construyan mi carácter. Sean perfectos como su padre en el cielo es perfecto”. Pues, ese es el tipo de carácter que necesitamos, ¿y cuánto de ese carácter ustedes ven en este mundo hoy día? Pues, casi no existe y esa es la razón por la que tenemos todos estos problemas terribles que tenemos que ENFRENTAR todo el tiempo.

Vean el versículo 5: “[V]osotros también, como piedras vivas, sed edificados como casa espiritual y sacerdocio santo un sacerdocio santo para ofrecer sacrificios espirituales aceptables a Dios por medio de Jesucristo”.

Entonces, es cuestión de forjar carácter y construirlo.

Pero Pedro estaba muy orientado hacia la Iglesia y estaba hablándole a la Iglesia, pero nunca mencionó la palabra “Iglesia”. Él quería que esta gente que estaban apostatando, o estaban a punto de hacerlo, ¡que se diera cuenta que Dios estaba preparándolos como un SACERDOCIO SANTO para liderar al MUNDO! Entonces él no usó la palabra “Iglesia”. A veces eso puede no tener significado a nosotros porque lo usamos tanto. Pero él dice: “¿Se da cuenta que Dios les está dando la oportunidad de ser un sacerdocio santo para toda la eternidad y ayudar a Jesucristo liderar al mundo hacia Dios?” ¡Un sacerdocio santo!

¡Vaya! ¿Qué les parece? Después de todo uno SABE si va a ser un sacerdote real o un rey y sacerdote como dice en Apocalipsis 1:6. Pues tiene que PREPARARSE para eso; tiene que PREPARARSE y tiene que dejar que Dios lo prepare y lo entrene, y que le dé el CARÁCTER y la FUERZA y el LIDERAZGO para poder cumplir ese papel.

¡Y qué OPORTUNIDAD es esa! ¡Usted puede ser un real sacerdote! Y el pueblo de Dios, el pequeño remanente de Dios, los muy elegidos, son eso hoy día en embrión. ¡Ellos SON eso ahora! Son reyes y sacerdotes AHORA y dice en Apocalipsis 1 y versículo 6.

Y él continuó diciendo acerca de un sacerdocio real y una nación santa en el versículo 9. Déjenme leerla, dice: “Mas vosotros sois linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo adquirido por Dios, para que anunciéis las virtudes de aquel que os llamó de las tinieblas a su luz admirable”.

Quiero decir aquí hay una nueva NACIÓN espectacular que Dios ha estado creando por 6.000 años por medio de llamar a ciertas personas y construir una nación espiritual que va a ser resucitada a la Segunda Venida de Jesucristo, y va a gobernar la Tierra con Él, gobernar TODA la gente en la Tierra CON Jesucristo. Pues, ¡ESO es algo realmente muy especial!

Cristo dijo que tenemos que vivir por toda PALABRA de Dios. Vivir por toda y cada palabra para prepararnos para esa asombrosa, GRANDIOSA RESPONSABILIDAD que Dios nos va a dar si solamente nos volvemos parte de los primeros frutos y le hacemos caso a Su mensaje, atendemos a Su llamado, y ¡entonces todo ese futuro nos espera! ¡Tenemos que preparar para esas grandes posiciones!

Cuando usted ve al mundo hoy día, es simplemente una crisis tras otra. Realmente ESTAMOS viviendo en el tiempo de Armagedón. Este es el tiempo en el que estamos viviendo y Dios dice que debemos de renovar ese hombre interno día a día. Segunda de Timoteo 2:15 dice: “Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado”.

Estudie, ore, renueve ese hombre interno día tras día. Uno puede FÁCILMENTE perder todo el tiempo en la televisión o cualquier otro tipo de actividad inútil en muchos casos. Cuando nosotros PODRÍAMOS estar renovando esa persona interna, ese hombre interno en esa ESPERANZA que Dios quiere que TODOS tengamos y que DEBIÉRAMOS tener porque Dios la tiene y Él quiere que usted la tenga también.

Bien, en el versículo 19 de Segunda de Pedro 1: “Tenemos también la palabra profética más segura, a la cual hacéis bien en estar atentos como a una antorcha que alumbra en lugar obscuro, hasta aquel día esclarezca y el lucero de la mañana salga en vuestros corazones”; ahora éste sigue de aquí esto de, “estar atentos como a una antorcha que alumbra en lugar obscuro, hasta que el día esclarezca”.

¡Esto está hablando de la Segunda Venida de Jesucristo! Cuando nosotros tendremos este maravilloso mundo de mañana y DESPUÉS Apocalipsis 22:16 llama a Cristo “la estrella brillante de la mañana”. Esta estrella de la mañana va a levantarse en nuestros corazones. Apocalipsis 2:28 dice que Dios le va a dar, al que venza, “la estrella de la mañana”. ¡Usted se casará con Jesucristo! ¡Y es la estrella más brillante de TODAS! ¡Y Él está tratando de llamarlo para hacerlo una de las estrellas más brillantes PARA SIEMPRE! Esto ocurre luego, todo esto ocurre DESPUÉS que Él regresa.

Y después nos levantaremos en el aire y NACEREMOS en la Familia de Dios, y aquellos que serán resucitados entonces, estarán compartiendo el trono con Jesucristo, con esa estrella de la mañana, la más brillante de todas las estrellas, y usted se volverá como la estrella más brillante de todas las estrellas, digamos, todos aquellos que vienen DESPUÉS de Su Segunda Venida. Usted será más brillante que aquellos porque usted fue ENTRENADO en este mundo terrible, malvado hoy día para prepararse para ayudarle a Cristo para ser una ayuda idónea a Él, y ayudarle a gobernar al mundo y LLENARLO con ESPERANZA y con GOZO y PAZ. Eso es algo realmente tan maravilloso que nos quita hasta el aliento, es tan maravilloso.

Vean, nos va a dar la estrella de la mañana, nos va a dar esa brillantez, esa estrella de la mañana. Pues, es simplemente más brillante que todas las otras estrellas. Dios quiere que nosotros tengamos esta oportunidad. Deje de que esta estrella suba en sus corazones y usted nacerá en la Familia de Dios y usted estará brillante como esa estrella de la mañana. Claro, no la misma brillantez que Cristo, pero de cualquier forma, tendrá una brillantez más de lo que cualquiera que venga DESPUÉS tendrá. Y esto va a ser como esa estrella brillante porque usted será la esposa de esa estrella brillante.

Pues, Dios va a, cómo ven, tomar a la humanidad hasta el punto que finalmente se arrepiente. Es todo el propósito de todo este sufrimiento, de enseñarle a la humanidad a arrepentirse. Dios quiere llenarlos de GOZO. Quiere llenarlos con Su amor y con Su gozo vibrante que TODOS deberíamos de tener AHORA como en el mundo de mañana.

Dios quiere que Su pueblo viva, y que actúe, y que sea como Él es, y eso es estar lleno de gozo y de bondad y de carácter y con una grandiosa mente. Esto es lo que Él quiere que nosotros tengamos también.

Hasta la próxima vez; habla Gerald Flurry.

Adiós, amigos.