180416 protests gettyimages 944720768

Jim Watson/AFP/Getty Images

La cruzada de los niños estadounidenses

26/06/2018  •  de latrompeta.es
Los adolescentes están demandando cambios políticos muy fuertes, y los adultos los alientan. Éste no es el desarrollo histórico que muchos quieren.
 

Fue un joven de 19 años el que usó un rifle semiautomático dentro de una escuela secundaria en Parkland, Florida, para matar a 17 personas y herir a otras 17, el que sirvió como catalizador. Y después del cuarto tiroteo escolar más mortífero en la historia de EE UU, entre el coro que pide leyes más estrictas sobre el control de armas, algunas de las voces más fuertes vienen de los estudiantes adolescentes de la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas.

“Ciertamente no entendemos por qué debería ser más difícil hacer planes con los amigos los fines de semana que comprar una arma automática o semiautomática”, dijo la estudiante de secundaria Emma González afuera de un tribunal federal de Fort Lauderdale tres días después del tiroteo. “A todos los políticos que están recibiendo donaciones de la nra (Asociación Nacional del Rifle, por sus siglas en inglés), debería darles vergüenza”, dijo ella, exigiendo la prohibición de los rifles semiautomáticos.

Cuatro días después, cnn puso a González y a otros estudiantes desconsolados frente a las cámaras, bajo las luces arriba de un escenario real, enfrentándolos con un representante de la nra y un senador de Florida. La representante de la nra fue bombardeada con gritos de “asesina” mientras trataba de defender su punto de vista a una multitud de adolescentes furiosos. Un estudiante de secundaria de último año dijo que era difícil no ver al tirador de la escuela cuando veía al senador de Florida Marco Rubio.

Todos simpatizamos con los sobrevivientes del asesinato masivo de Parkland. Su dolor es real. Sus vidas son preciosas y deberíamos trabajar para evitar más tiroteos en las escuelas. Pero ¿deberían los niños ser los únicos en sacar adelante una política? ¿Debería una niña afligida que proclama falsamente que es más fácil comprar un arma que hacer planes para un fin de semana ser capaz de atacar la Segunda Enmienda de la Constitución de Estados Unidos? ¿Es moralmente correcto que estudiantes de una secundaria le griten “asesina” a una mujer que no tiene nada que ver con la masacre de Parkland sólo porque trabaja para una organización que defiende el derecho de los ciudadanos respetuosos de la ley a poseer armas de fuego?

Aparentemente, muchos líderes estadounidenses piensan que la respuesta a estas preguntas es sí. Estos menores están liderando el camino y deberíamos seguirlos.

El comentarista de noticias de cnn Anthony Kapel “Van” Jones, quien tiene vínculos con el grupo marxista storm, escribió que estos adolescentes encabezan una “cruzada de niños de la cual Jesús estaría orgulloso”. El ex presidente Barack Obama dio su apoyo. “Los jóvenes han ayudado a guiar todos nuestros grandes movimientos, publicó en Twitter el 22 de febrero. “Cuán inspirador es verlo de nuevo en tantos estudiantes inteligentes, valientes que se levantan por su derecho a estar seguros; marchando y organizando a rehacer el mundo como debería ser”.

Los principales medios de comunicación como cnn, la revista Time y el New York Times han cubierto, amplificado y en algunos casos entrenado a estos estudiantes. Planned Parenthood, MoveOn.org y otros grupos de izquierda están invirtiendo dinero, recursos e instrucción en activistas adolescentes que llaman a una prohibición federal sobre ciertas armas. Fortalecida por este apoyo, la reunión de González en Fort Lauderdale se ha convertido en un movimiento nacional. Miles de jóvenes se han unido al movimiento Marcha por Nuestras Vidas, abandonando la sala de clases para asistir a concentraciones para lograr un control de armas más estricto.

Esta “cruzada de niños” parece creer que la causa principal del asesinato es la Asociación Nacional del Rifle. Por lo tanto, ellos pueden “rehacer el mundo como debería ser” si es que desfinancian a la nra y prohíben las armas semiautomáticas. Cualquiera que no esté de acuerdo o incluso señale ejemplos históricos de gobiernos tiránicos que desarman a los ciudadanos es etiquetado como cómplice de asesinato.

“Los políticos adultos han estado jugando por ahí mientras mi generación ha estado perdiendo la vida”, dijo una estudiante de la escuela Marjory Stoneman Douglas a Face the Nation el 18 de febrero. “Esto se puede cambiar y será cambiado. Y cualquiera que le diga a usted que no se puede, está comprando una fachada de este ser creado por la gente que tiene nuestra sangre en sus manos”. Los medios de comunicación han estado ansiosos por dar a conocer este tipo de lenguaje condenatorio e hiperbólico mientras se adecúa a su agenda, pero ciertamente no llevará a soluciones razonables y factibles para estos difíciles temas.

Otros estudiantes han recurrido al saqueo de tiendas y a gritar groserías. Si bien algunos de los problemas por los que estos adolescentes protestan son legítimos, el mismo espíritu de anarquía que ha sobrepasado a los movimientos Me Too y Black Lives Matter también ha devorado a este movimiento. Este espíritu de rebelión amenaza con desencadenar más caos del que resuelve. Pero los adultos en toda la nación están alineados detrás de sus hijos.

El profeta Isaías predijo esta situación hace más de 2.700 años: “Y les pondré jóvenes por príncipes, y muchachos serán sus señores. Y el pueblo hará violencia unos a otros, cada cual contra su vecino; el joven se levantará contra el anciano, y el villano contra el noble. …Los opresores de mi pueblo son muchachos…” (Isaías 3:4-5, 12).

Muchas personas fallan en reconocer que elevar el razonamiento de los menores por encima de los principios fundamentales que crearon la nación más grande y libre en la historia es peligroso. Esto llevará a una condición donde nuestros caminos son destruidos y nuestra tierra será asolada. La única manera de prevenir catástrofes, ya sea de tiroteos escolares o de la desintegración de naciones, es buscar al Eterno mientras pueda ser hallado y recurrir a Él mientras esté cerca (Isaías 55:6). 

Newsletter_ES